Mostrando entradas con la etiqueta Arqueología. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Arqueología. Mostrar todas las entradas

30 de septiembre de 2014

La crisis económica hace estragos en el sector de la Arqueología en España

"Los datos son espeluznantes". El 42% de las compañías de arqueología y el 66% de los puestos de trabajo asociados a este sector en España desaparecieron durante la crisis, en un periodo en el que aumentó la precariedad de sus empleados, según se recoge en el proyecto 'Descubriendo los arqueólogos de Europa' (DISCO).
EL coordinador del estudio DISCO Kenneth Aitchson y el director del Instituto de Ciencias del Patrimonio (Incipit-CSIC), Felipe Criado durante la presentación del informe. FOTO: EUROPA PRESS
Estos son algunos de los datos de este proyecto --en el que han participado más de 20 entidades europeas-- que se han dado a conocer este miércoles en Santiago de Compostela, en una rueda de prensa que ha ofrecido el coordinador del estudio DISCO, Kenneth Aitchison; acompañado, entre otros, por el director del Instituto de Ciencias del Patrimonio (Incipit-CSIC), el gallego Felipe Criado Boado.

Este informe se ha realizado en 21 países de Europa para conocer el impacto de la crisis en la arqueología, y el caso español lo ha estudiado el Incipit-CSIC, con sede en Santiago, que ha identificado que en el año 2009 había 273 compañías arqueológicas que pasaron a ser 158 en 2013. Por su parte, en este periodo se destruyeron 1.562 puestos de trabajo--hubo una reducción desde 2.358 trabajadores en 2009 a 796 en 2013--.

Así, Rocío Varela Pousa, técnica del Incipit, ha sido la encargada de informar sobre los datos de España, en donde ha remarcado que "la estrecha vinculación entre el sector de la arqueología y de la construcción", así como con la ingeniería civil, ha hecho que el impacto en el país haya sido superior a otros lugares.

Al respecto, Felipe Criado ha llamado la atención sobre que la arqueología se encuentra "en una situación realmente problemática, incluso precaria" tras el impacto de la crisis, a lo que se unen los recortes de la Administración, aunque subraya que "sigue siendo un sector muy importante", ya que "no es pequeño". Así ha puesto en valor su relevancia para "la generación de contenidos culturales" y como "ejemplo de la economía del conocimiento".


RADIOGRAFÍA DEL SECTOR EN ESPAÑA
El perfil mayoritario de las compañías de arqueología en España es el de una microempresa con menos de 10 empleados, en el que un 56% de ellas tiene una facturación inferior a 200.000 euros anuales, las cuales operan mayoritariamente en ámbito autonómico o estatal (sólo el 14% de forma internacional).

El 56,8% de los trabajadores son hombres, mientras que el 56,5% del total de empleados tiene entre 30 y 39 años. En concreto, las nuevas generaciones menores de 30 años son principalmente mujeres, "así que el futuro de la arqueología está en manos de las mujeres", ha explicado Rocío Varela.

Por su parte, el 96% de los trabajadores son españoles, mientras que el 1,3% son de la UE, y el 2,6% son latinoamericanos. El 60% tiene un título universitario y el 15% son doctores. Además, sólo el 0,37% de los empleados tienen algún tipo de discapacidad.

En cuanto al nivel de precariedad, el 56% de los contratos son temporales, mientras que "el salario no se corresponde con el nivel formativo", ya que el 39% de las empresas pagan a los arqueólogos "menos de 15.000 euros al año", por debajo de los 24.900 euros de media en Europa, y "lejos" de la media de salario que se alcanza en Dinamarca de unos 56.000 euros al año.

Ante esta situación de crisis, se detecta que hay cambios con una diversificación de su actividad, de forma que antes se dedicaba todo su tiempo a un único servicio y ahora se ha ampliado, al tiempo que se buscan nuevos clientes entre el sector privado, más allá de que la Administración Pública y las empresas de la construcción siguen siendo sus principales clientes. En este sentido, la innovación está tomando impulso, así como las reestructuraciones organizativas, como "gran potencial" de futuro.

Respecto al sector en Galicia, Felipe Criado ha explicado que no se presentan datos por autonomías, y se ha limitado a señalar que las tres universidades gallegas continúan en la actualidad con un intenso programa de trabajo, aunque ha reconocido que afectan los recortes al igual que en otras autonomías, ya que "se están amortizando plazas" de investigadores que se jubilan sin que haya reposición.

DATOS EUROPEOS
En lo tocante a los datos a nivel europeo desgranados por el coordinador del proyecto DISCO, Kenneth Aitchison, en 2009 había 27.550 personas trabajando en arqueología en los 21 países europeos del estudio que se redujeron a 25.000 en 2012. Se estima que en toda Europa existen alrededor de 32.000 trabajadores, al contar los países que no han participado en el estudio.

Al respecto, Aitchison ha lamentado que los trabajadores vinculados a la arqueología "no están bien pagados" respecto a otros empleados de su nivel, y ha llamado la atención sobre que países como Irlanda perdieron el 75% de los empleos del sector en los últimos cinco años, mientras que en Reino Unido hubo un descenso de un tercio de la masa de trabajadores.

En contraposición, mientras en países del Sur de Europa como España se reduce el empleo, existen fenómenos como los de Países Bajos, en el que hubo un incremento de un 43% de trabajadores.

Para ejemplificar esta situación, en esta rueda de prensa ha intervenido Miguel Lago, de la Associaçao Profissonal de Arqueólogos de Portugal, quien ha señalado la precariedad que se vive en su país, con sueldos medios de menos de 10.000 euros anuales y en donde la empresas del sector se redujeron desde 80 a 25 en los últimos años.

Así las cosas, la clasificación europea de países con mayor número de arqueólogos está encabezado por países como Reino Unido o Alemania con más de 4.300 profesionales, frente a los últimos puestos ocupados por Letonia o Bosnia con menos de 100 arqueólogos en el país.

Con todo, Aitchison ha subrayado el papel "significativo" a nivel cultural o medioambiental de la arqueología, a la vez que ha llamado la atención sobre la importancia de un sector cuyo coste total de horas laborales en Europa supone unos 1.000 millones de euros anuales.

También ha incidido el coordinador del proyecto 'Descubriendo los arqueólogos de Europa' en que la mayoría de los jóvenes del sector son mujeres, de tal forma que "hay un cambio significativo" respecto al "cliché de Indiana Jones como arqueólogo".

El Incipit pondrá en marcha una página web en la que se recogerán todos estos datos, las diversas legislaciones de cada comunidad sobre patrimonio, junto a los contactos de todas las empresas para facilitar su acceso por parte de los clientes.

(Fuente: Europa Press)

23 de marzo de 2013

Recuperan ocho recipientes de bronce de época romana en las excavaciones del puerto de Tarragona

Los recipientes  proceden de dos depósitos arqueológicos diferenciados: la fuente monumental llamada de Los Leones y del derrumbe de una domus suburbana, entre ellos jay cinco sítulas y una pátera.
Vista de una de las sítulas encontradas en el patio
de la domus. Foto: Codex
Los recipientes de bronce de época romana restaurados proceden de dos depósitos arqueológicos diferenciados, documentados en las excavaciones arqueológicas realizadas durante el trabajo de ejecución del Plan Especial de Reforma Interior-2 (PERI-2) (Jaume i-Tabacalera), que ha afectado una extensa parte del extremo occidental del área portuaria de Tarraco.

Se trata, por un lado, de dos sítulas (MNAT T2-30-98-1539-1 y MNAT T2-30-98-1511) procedentes del interior de la fuente monumental llamada de los Leones (cruce de las calles Eivissa y Pere Martell) y, por el otro, seis objetos recuperados en los niveles de derrumbe de una domus suburbana: cinco sítulas (MNAT T2-30-98-2420-1, MNAT T2-30-98-2420-2, MNAT T2-30-98-2247-3, MNAT T2-30-98-2245-1, MNAT T2-30-98-2247-6) y una pátera (MNAT T2-30-98-2247-5).

El primero de los contextos correspondía a una acumulación de niveles de sedimentación que, poco a poco, fueron rellenando el interior de una fuente monumental con fachada decorada con surtidores en forma de león yacente.

La fuente padece, a finales del siglo III, el colapso de la cubierta, convirtiéndose en un estanque a cielo abierto donde el agua se extraía desde arriba, mediante pequeñas ánforas y contenedores atados a cuerdas que permitían bajar el receptáculo hasta el nivel del agua, variable en función tanto del caudal del manantial natural como de la gradual colmatación con sedimentos del fondo de la fuente (procedentes principalmente de escorrentías producidas por la lluvia).

En ambos casos, se trata de recipientes cerámicos aptos para este tipo de función: cuerpo globular y asas prominentes. Durante su uso, un número considerable se desprendieron de la cuerda y cayeron al fondo del estanque, en un momento impreciso que podemos situar entre finales de los siglos III y V.

El segundo de los contextos corresponde a distintos niveles de derrumbe que cubrían tanto el patio de una domus suburbana, como parte de un tramo de calle adyacente. Esta fase de destrucción datada a finales del siglo III, se ha constatado en diversos puntos del suburbio portuario y, a nivel meramente hipotético, se ha planteado una relación con la incursión bárbara que a finales del siglo III afecta a Tarraco. De la descripción que nos han dejado varios historiadores romanos, se desprende que los bárbaros llegaron a saquear la ciudad produciendo daños en el suburbio portuario y capturando los barcos anclados en el puerto para dirigirse, una parte al norte de África, mientras que el resto permanecía durante doce años en el territorio de la ciudad.

De los seis objetos, cinco son recipientes de pequeño y medio formato y uno es una pátera. No se documentan otro tipo de utensilios metálicos, como elurceus/olpe (jarrón) o el amphora como la de dos asas que están presentes, por ejemplo, entre la vajilla de bronce recuperada en el interior del llamado pozo Cartanyà (calle del Gasòmetre, en el área del fórum de la Colònia), acumulación interpretada como una ocultación premeditada de carácter sacro realizada entre finales del siglo III y principios del siglo V.

No es nuestro caso, ya que los dos depósitos del área portuaria están estrechamente relacionados con actividades domésticas como la extracción de agua de la fuente y el equipamiento de una domus. Algunas de las sítulas de este segundo depósito son de reducidas dimensiones, cosa que nos hace pensar en posibles usos distintos al de la contención de líquidos, como, por ejemplo, su exposición al fuego como ollas o cazuelas. La mayor parte presentan síntomas de deterioro y evidencias de varias reparaciones, indicios, probablemente, de un largo periodo de uso intenso de los objetos.


Por: Josep Anton Remolà Vallverdú. Conservador responsable del Área de Colecciones, Documentación e Investigación. Museo Nacional Arqueológico de Tarragona.

14 de febrero de 2013

Recuperan piezas feno-púnicas en el yacimiento íbero de Carmoxen (Valencia)

La Sección de Estudios Arqueológicos Valencianos descubrió en el campo de trabajo de Moixent tres piezas de adscripción feno-púnica con dataciones que fluctúan entre los siglos IV y III a. de C. El ánfora restaurada estaba destinada a contener salazones u otros productos como aceite y vino.
José Aparicio junto al ánfora recuperada. Foto: Diputación de Valencia.
La actividad investigadora de la Diputación Provincial de Valencia, que comenzó oficialmente el año 1927, continua sin interrupción actualmente, tanto desde el Museo de Prehistoria como de su Sección de Estudios Arqueológicos Valencianos –SEAV-, estudiando científicamente los yacimientos arqueológicos valencianos, tras los trabajos de excavación correspondientes, así como los materiales que se obtienen en los mismos y que en realidad son los documentos que permiten la realización de los estudios.

Dichos materiales, además del estudio, exigen trabajos previos para su limpieza, dado que aparecen generalmente en el subsuelo cubiertos de tierra y, generalmente, con adherencias calcíticas que llevan las aguas al disolver las rocas y tierras calcáreas tan abundantes en nuestra Comunidad), consolidación y restauración subsiguiente.


Los frutos de Carmoxen

Los últimos trabajos se han realizado sobre materiales procedentes de las excavaciones de la Sección de Estudios Arqueológicos Valencianos en la ciudad ibérica de Carmoxen, en término de Moixent, en cuyo término municipal la dirección de la SEAV realizó la mayor parte de los trabajos que permitieron a La Bastida, el gran poblado ibérico destruido en el siglo IV antes de Cristo, convertirse en el gran museo arqueológico y lección permanente de Historia que es hoy.

Carmoxen, cuyo cementerio –necrópolis- ibérico ha proporcionado singulares materiales de la Etapa Orientalizante de la Escultura Ibérica, que aporta datos de primerísima mano para suponer la destrucción masiva de monumentos funerarios a través de la primera revolución social que registra nuestra historia, debe registrar también en su urbanismo rastros de dicho movimiento y, también y necesariamente, la evolución cronológico-cultural obtenida en la necrópolis.

Las excavaciones realizadas por la SEAV en esta ciudad así lo han constatado y las excavaciones del año pasado pusieron al descubierto tramas urbanas de dos ciudades superpuestas y la posibilidad de una tercera más profunda.

Los materiales también confirman las cronologías de la necrópolis pero, además, permiten recuperar singulares materiales arqueológicos, siendo, lo más espectacular, el hallazgo de tres ánforas de adscripción feno-púnicas con dataciones ahora en estudio pero que fluctúan entre los siglos IV y III a.C.

Primera ánfora restaurada

Una de las tres piezas ha sido restaurada hábilmente por el equipo que colabora con la SEAV, formado por Miquel Herrero Cortell, Clara Zanón Pastor, Nemesio Jiménez Jiménez y Laura Egido Alcaide, con estudios suficientes en la materia, titulación adecuada y la especialización precisa.

La pieza ahora restaurada y recompuesta es un ánfora destinada probablemente a contener salazones y se corresponde con la tipología T.8.2.1.1 de J. Ramón, aunque pudo contener otros productos como vino o aceite. Se encontró completa aunque agrietada por el peso de las tierras, lo que ha ocasionado un buen esfuerzo para eliminar sales y carbonatos para permitir su perfecto ajuste. Tiene forma cilíndrica con base apuntada y ensanchamiento en la parte próxima a ella -su tercio inferior- y dos asas de forma semicircular cerca del borde alargado y ligeramente exvasado al exterior.

Las excavaciones del SEAV

Las excavaciones arqueológicas que el SEAV de la Diputación de Valencia viene realizando en la ciudad ibérica de Carmoxen, situada en el término de Moixent (Valencia), dieron nuevos frutos en la campaña de 2012 en que se encontraron las primeras muestras de su trama urbana.

Desde principios de siglo es conocido este paraje por haberse encontrado en él uno de los más famosos tesoros de plata de época bárquida y, desde principios de los años setenta por las esculturas en piedra de época orientalizante, siglos VI y V antes de Cristo, que realizó la dirección del SEAV de la Diputación Provincial.

En esta necrópolis se enterraron los más pudientes habitantes del Castellaret, de ahí el interés de la Diputación de Valencia por adquirir el poblado y la necrópolis por ser uno de los conjuntos más importantes del mundo ibérico.

Hasta el momento no había sido posible su localización. La excavación en profundidad y en extensión había permitido recoger ingentes cantidades de cerámica ibérica y de importación griega desde el siglo VI al I antes de Cristo, pero entre tierras probablemente deslizadas por la ladera.

El primer recinto amurallado

En esta campaña se ha encontrado, ya, el primer recinto murado, con tres lienzos de piedra en seco en el primer nivel, uno de los cuales forma medianera con un segundo recinto.

Con más de un metro de alzada el zócalo, el resto se levantaba hasta la techumbre con adobes, con restos claros de los mismos. Se ha datado en el siglo III-II antes de Cristo.

Un tercer nivel contiene una nueva trama urbana, bajo la primera naturalmente, datada provisionalmente en los siglos IV y V. Dos ánforas de adscripción greco-púnicas, más cerámicas ática de figuras rojas y negras nos remiten a los siglos IV y V.

(Fuente: Diputación de Valencia)

10 de diciembre de 2012

Barcelona estrena en la web su nueva Carta Arqueológica

El marco cronológico de los restos que están documentados comprende desde la Prehistoria hasta la Guerra Civil española. Es una herramienta única en Europa que pone a disposición de los interesados en la historia "el conocimiento de los espacios objeto de una investigación arqueológica".
Acceso a la nueva carta arqueológica de Barcelona en la web.
El Institut de Cultura de Barcelona (Icub) ha presentado un nuevo sistema de difusión de los yacimientos históricos hallados en la ciudad a través la nueva Carta Arqueológica virtual cartaarqueologica.bcn.cat, una herramienta única en Europa que pone a disposición de los interesados en la historia "el conocimiento de los espacios objeto de una investigación arqueológica", ha explicado el teniente de alcalde de Cultura, Jaume Ciurana.

Los yacimientos indexados en la carta están datados entre el siglo XIX y el año 2011, y que componen un total de 3.333 fichas hasta el momento, lo que representa un 70% del total de los hallazgos y que se irán ampliando con el tiempo, completando esta "síntesis de una conciencia y una memoria", ha añadido la directora de Comunicación del proyecto, Carme Miró.

A través del tipo de yacimiento, la dirección del hallazgo o su época, el usuario de la web podrá acceder a las 750 memorias que podrán visitar los ciudadanos de forma gratuita y que, según Ciurana, les permitirá saber "lo que ocurrió en sus hogares hace 500 o 1.000 años".
"Todo está a disposición de todos", ha comentado Miró, quien ha mencionado algunos de los tipos de yacimientos que podrán ser estudiados, como las antiguas villas romanas, las masías más antiguas o los 1.900 refugios utilizados durante la guerra civil.
El mapa que se podrá visualizar en diversos modos basados en los mapas establecidos por Google Maps, por lo que habrá la opción de navegar a través vía satélite, la denominada 'openstreetmap', según las parcelas propias del hallazgo y el propio modo mapa tradicional.
(Fuente: Qué / Europa Press)

3 de diciembre de 2012

Hallan cerca de La Alcudia los restos de un ´fundador´ de la colonia de Ilici (Elche)

Los especialistas han localizado en Alzabares un enterramiento del siglo I antes de Cristo, junto a una treintena de inhumaciones posteriores y un mausoleo de época romana.
Las obras de ampliación del abastecimiento de agua potable a La Marina, incluidas en el Plan Confianza de la Generalitat, y que tenían como objetivo mejorar el servicio en la pedanía y en otras zonas de Elche, ya habían sacado a la luz el pasado mes de mayo la existencia de enterramientos de época romana en Alzabares. Desde la UTE Ampliación del Abastecimiento a La Marina eran conscientes de que se encontraban en una zona "caliente". Al fin y al cabo, estaban a apenas unos metros del yacimiento arqueológico de La Alcudia. Sin embargo, las cosas han cambiado hace unos días, cuando los técnicos de Arquealia -empresa encargada de las catas en la zona- descubrieron los restos del que podría ser uno de los padres fundadores de la colonia romana de Ilici.
El enterramiento no se corresponde con los ritos íberos de otras inhumaciones.
Foto: Diego Fotógrafos

Hasta ahora, como explican desde la empresa, han aparecido hasta 35 restos humanos, todos ellos de época romana, de entre los siglos II y III después de Cristo. No obstante, estos nuevos huesos son anteriores, ya que mientras que el resto de cuerpos se encuentran en "terreno natural" este último tiene varias capas por encima lo que ya apunta a su antigüedad.
Por otro lado, desde Arquealia indican que "las inhumaciones se imponen entre el año 150 y 200, probablemente por influencia del cristianismo, pero aquí estamos ante un rito que no se da entre los pobladores íberos, que se adopta antes de que se generalice, por lo que podría tratarse de un poblador romano e incluso itálico, que conservó su rito funerario". En cualquier caso, serán los estudios posteriores los que arrojen más luz sobre la cuestión.

Todos los restos se localizan en un trazado de entre 150 y 200 metros, prácticamente a la altura de La Alcudia, en lo que podría ser una necrópolis, y también han aparecido restos cerámicos y alguna lucerna, aunque los arqueólogos destacan que, a priori, parecen ajuares muy modestos. Por lo que respecta a las cubiertas de los enterramientos, se ha observado que hay de teja, de tierra o simplemente de tierra.

Por otro lado, algunos de los enterramientos están intactos, mientras que otros fueron expoliados en su día porque tienen la cubierta desplazada o simplemente fueron removidos como consecuencia de alguna obra en el entorno.

En cuanto a la construcción que apareció en mayo, los especialistas ya tienen claro que podría tratarse de un mausoleo, probablemente del siglo II después de Cristo. La intención, una vez que concluyan las excavaciones, y tras haberlo documentado para que quede constancia de cara a proyectos posteriores, es protegerlo y volver cubrirlo. De hecho, ya se ha modificado el proyecto para que la tubería se desvíe y pueda esquivar la construcción en este tramo. El resto de hallazgos se depositarán en el Museo Arqueológico y de Historia de Elche (MAHE).

Sistemas de riego en la rotonda
El tramo en el que se están desarrollando las excavaciones y que se encuentra en el entorno de La Alcudia no es el único en el que han aparecido restos. También en la rotonda de la Circunvalación Sur se han hallado vestigios de varias épocas, desde la romana hasta la islámica, aunque en este caso se trata de sistemas de riego y parte de una balsa, aunque el hecho de que formen parte de estructuras más grandes que pueden haber desaparecido o que permanecen ocultas dificultan la posibilidad de conocer en qué construcción podrían estar integradas, según concretan los expertos.

Trabajos con demora
Los arqueólogos continuarán trabajando en la zona un mes y medio más aproximadamente. A partir de ahí, la UTE Ampliación del Abastecimiento a La Marina continuará con el plan previsto y la intención es poder concluir las obras en el primer trimestre del próximo año, salvo que vuelvan a aparecer imprevistos de última hora. Es más, desde la UTE precisan que, de no ser por estos descubrimientos, los trabajos, que comenzaron en julio de 2011 e incluyen la instalación de tuberías de fundición dúctil, habrían acabado el pasado mes de septiembre.

30 de noviembre de 2012

Mucho por descubrir en el yacimiento ibero-romano de El Tossal de la Cala (Benidorm, Alicante)

A partir del estudio de los materiales se ha determinado que el yacimiento es íbero “pero ya con la influencia de los romanos".  El asentamiento está compuesto por 17 estructuras de viviendas que se distribuyen entre dos calles. Las viviendas estaban construidas con zócalos de piedra en dos plantas, la inferior con acceso a la calle norte y la superior a la calle sur.
Restos cerámicos encontrados en el Tossal de la Cala (Benidorm).
Foto: Contestania
El yacimiento arqueológico del Tossal de La Cala no es un asentamiento agotado. Ésta es una de las afirmaciones que el equipo de arqueólogos que está trabajando en la zona ha determinado tras limpiar el yacimiento, del que se han retirado entre 700 y 800 kilogramos de escombros y matorrales en los 600 metros cuadrados del perímetro del poblado.

La alcaldesa en funciones y concejala de Escena Urbana, Gema Amor, y la concejala de Patrimonio Histórico, Eva Mayor, han visitado esta mañana el yacimiento que según explicó el arqueólogo Víctor Cañavate es un asentamiento en el que quedan muchas zonas sin excavar y del “que queda mucho por descubrir”.

Cañavate reveló que a partir del estudio de los materiales se ha determinado que el yacimiento es íbero “pero ya con la influencia de los romanos que ya tenían presencia en la península, por lo que podríamos hablar del siglo I, antes de Cristo”. El arqueólogo manifestó que el asentamiento está compuesto por 17 estructuras de vivienda que se distribuyen entre dos calles, y añadió que las viviendas estaban construidas en dos plantas, “la planta inferior con acceso a la calle norte y la superior a la calle sur”. Cañavate explicó que las viviendas estaban construidas “con zócalos de piedra y el alzado con ladrillos sin cocer” y completó diciendo que queda por determinar el material con el que se construían los tejados.

La concejala de Patrimonio Histórico, Eva Mayor, explicó que ésta es la primera fase de la actuación en el yacimiento íbero del Tossal de La Cala, con la colaboración de la Universidad de Alicante, “en el que se ha desbrozado y puesto en valor las estructuras que ya conocíamos”. Mayor declaró que la Concejalía lleva mucho tiempo trabajando “de forma callada y responsable sin entrar en críticas ni valoraciones como sí han hecho otros grupos políticos”, y reprochó a gobiernos anteriores el abandono del asentamiento considerado Bien de Interés Cultural.

Eva Mayor explicó que habrá una segunda fase que tendrá como objetivo dotar de cartelería y señalización al yacimiento, mostrar las construcciones para “convertirlo en un espacio adecuado para su visita” y trabajar en la conservación y mantenimiento, “de uno de los elementos patrimoniales más importantes de Benidorm”.

Por su parte la alcaldesa en funciones y concejala de Escena Urbana, Gema Amor, destacó el trabajo de la brigada de Servicios Técnicos que han retirado entre 700 y 800 kilogramos de escombros y matorrales de “uno de los asentamientos más destacados de la costa alicantina”. Amor subrayó que es un trabajo importante que “pone en valor parte de nuestra historia” y que “pone el inicio de Benidorm, capital del turismo, hace 2.000 años”.

Gema Amor avanzó que los próximos presupuestos reflejarán los trabajos de la segunda fase de la actuación en el Tossal de La Cala y añadió que “se pedirá el apoyo e inversión necesarios a las administraciones supramunicipales”.

(Fuente: El Periodic)

28 de noviembre de 2012

La Junta garantiza la investigación y conservación de los yacimientos de Orce

En los presupuestos andaluces para 2013 existen dos partidas de más de 125.000 euros para estos trabajos. El concurso para excavaciones en la campaña de 2012 se declaró desierto.
Excavaciones en el yacimiento de Fuente Nueva, en Orce.

La Junta de Andalucía ha garantizado hoy la investigación y la promoción del conocimiento del patrimonio histórico que albergan los yacimientos arqueológicos de Orce (Granada) y ha destacado que en los presupuestos andaluces para 2013 existen dos partidas de más de 125.000 euros para estos trabajos. El concurso para excavaciones en la
campaña de 2012 se declaró desierto
Así lo ha informado la delegada del Gobierno, María José Sánchez, que ha precisado que la primera de las partidas, de 83.000 euros, irá destinada a investigación sobre los primeros pobladores europeos y la segunda, con 42.425 euros, a la finalización de los trabajos de conservación del yacimiento de Orce.

Este ha sido uno de los asuntos de los se ha dado cuenta al conjunto de alcaldes de las comarcas de Baza y Huéscar en una reunión mantenida en Orce con el equipo de delegados de la Junta.

En ella han repasado además los asuntos más importantes relacionados con los municipios que integran estas comarcas y se han recogido las sugerencias e inquietudes de los ediles, según ha informado la Junta en un comunicado.

(Fuente: EFE)

26 de noviembre de 2012

Un posible lupanar romano sobre restos turdetanos en Sevilla

Los arqueólogos investigan si el relieve fálico del siglo I a. de C. hallado hace dos años en el Patio de Banderas indica la entrada a un lupanar romano.
Las excavaciones que se están llevando a cabo desde 2009 en el Patio de Banderas siguen arrojando noticias del pasado. El equipo de arqueólogos dirigido por Miguel Ángel Tabales que está realizando los trabajos ha certificado ya la existencia de restos turdetanos del siglo VIII a. C. en ese lugar, probablemente una cocina, bajo la planta de un edificio romano del siglo I a. C. Y aquí es donde ha llegado la sorpresa.
Detalle del motivo fálico, que según los arqueólogos es único 
en el Sur de Europa por estar «animalizado» y en erección.
Foto: ABC

En uno de los muros de este edificio levantado sobre la antigua Ispal apareció hace un par de años un relieve fálico con patas que es único en la zona. En un primer estudio realizado por el propio Tabales en la revista «Apuntes del Alcázar», el arqueólogo sostiene que es un elemento «común en el Norte de África sobre construcciones normalmente públicas, acueductos, puentes, murallas, etcétera».

Pero la investigación continuó y las teorías que se barajan han desembocado en una posibilidad inesperada: el miembro viril tallado en piedra sobre el muro podría ser la marca de entrada a un prostíbulo.

La arqueóloga Cristina Vargas Lorenzo recibió el encargo de estudiar en profundidad este hallazgo. Y el análisis, titulado «Estudio del motivo fálico hallado en el edificio romano republicano bajo el Patio de Banderas», descarta la hipótesis inicial de Tabales. «Lo más común era colocar este tipo de representaciones en enclaves de relativa importancia para asegurar la protección de ese lugar, como esquinas de calles, puentes, acueductos, dinteles de puertas y ventanas, etcétera. En nuestro caso, el relieve no se ajusta en principio a ninguna de esas premisas», argumenta Vargas.

En sus conclusiones matiza que probablemente este falo indicaba«algún tipo de transacción comercial», ya que el edificio estaba situado «en las inmediaciones del puerto». En estas palabras ya está apuntado el sentido de las actuales investigaciones. ¿Fue el Patio de Banderas, lugar donde se asienta el origen de Sevilla, un lupanar? Según fuentes del equipo de trabajo, esta opción es más que probable, aunque también se valora la posibilidad de que fuera un almacén del puerto u hórrea.

El enigma podría resolverse si se encuentran otros símbolos durante el resto de los trabajos. Pero la situación de esta representación fálica tiene bastantes analogías con las de lupanares de ciudades romanas como Pompeya. Y de momento la duda alimenta la leyenda del burdel.
(Fuente: ABC)

25 de noviembre de 2012

Encuentran restos de un posible asentamiento romano en la Isla de Lobos (Fuerteventura)

La isla de Lobos, al noreste de Fuerteventura, no deja de dar sorpresas a la arqueología canaria, ya que, tras encontrarse en ella restos de cerámica romana la pasada primavera, ahora los arqueólogos han descubierto restos de muros sobre una planta rectangular y pisos de habitación, que con las cautelas necesarias, podrían apuntar al primer asentamiento estacional de los romanos descubierto en el archipiélago.
 El presidente del Cabildo, Mario Cabrera y el consejero de Cultura del Cabildo
de Fuerteventura, Juan Jiménez observa los restos de unas paredes de piedra
 de las excavaciones realizadas en un yacimiento, posiblemente romano,
 de la isla de Lobos. FOTO: EFE/Carlos de Saa.
Los trabajos de excavación que se vienen realizando en el yacimiento arqueológico descubierto en el pequeño islote de Lobos continúan arrojando luz sobre la presencia de los romanos en el Archipiélago.

Tras concluir la primera fase de la excavación exploratoria que se inició antes del verano, y la posterior reanudación de los trabajos, se han localizado paredes de construcciones, pisos de habitación, restos de alimentos, fragmentos de ánfora, cerámicas de cocina y elementos metálicos, lo que apunta al primer asentamiento estacional de una población romana localizado en Canarias.El Cabildo de Fuerteventura, el Museo Arqueológico de Tenerife, la Universidad de La Laguna (ULL) y el Museo Arqueológico de Tenerife, dependiente del Organismo Autónomo de Museos y Centros del Cabildo de Tenerife, formalizaron en su día un convenio de colaboración para llevar a cabo los trabajos de inspección en el citado espacio natural protegido.

Los primeros resultados, a falta de estudios más profundos, arrojan nuevos datos sobre este posible asentamiento estacional romano en el que han aparecido cerámicas, restos de alimentos, restos de estructuras y miles de fragmentos de thais que apuntan a la existencia en esta localización de una factoría de púrpura.

Los primeros sondeos permitieron identificar ente otros materiales restos de cerámica, presumiblemente de torno, y numerosos fragmentos de conchas de Thais haemastoma, lo que popularmente se conoce como carnadilla, un molusco utilizado en el periodo imperial romano para la elaboración de la púrpura, un valioso tinte. En estas últimas semanas han comenzado a aparecer restos de estructuras constructivas cuyo hallazgo sigue, a falta de investigaciones más detalladas, en la línea de que el yacimiento podría estar relacionado con la existencia de un asentamiento para la industria manufacturera de la púrpura romana en este asentamiento.

La tipología y la técnica de elaboración de los materiales hallados indican que este asentamiento puede corresponder a un periodo enmarcado entre los siglos I a. de C. y II d. de C. También es destacable la aparición de muros, restos de cerámica y miles de fragmentos de carnadilla fracturados siguiendo un mismo patrón, hecho este último asociado a una manipulación intencionada y estandarizada que hubiera permitido extraer la totalidad de la púrpura.

El equipo técnico que ha participado en la investigación cuenta por parte del Museo Arqueológico de Tenerife y OAMT, con Mercedes del Arco, Carmen Benito, Candelaria del Rosario, María García Morales y Ruth Rufino; por la Universidad de La Laguna (ULL), con Carmen del Arco, José Domingo Acosta, Miguel Miranda y Enrique Vivancos; y por el Cabildo de Fuerteventura, con Mila Estupiñán, Rosario Cerdeña, Ignacio Hernández y Luis Mata. La dirección del proyecto se encuentra compartida entre las tres entidades y en las personas de Mercedes del Arco, Carmen del Arco y Mila Estupiñán.

Ayer se trasladaron hasta la isla de Lobos, para conocer de cerca los avances en las investigaciones, el presidente del Cabildo majorero, Mario Cabrera, el consejero insular de Cultura y Patrimonio Histórico, Juan Jiménez, y la concejala de Cultura en el Ayuntamiento de La Oliva, Soledad Aguiar.

El presidente insular destacó: "Hasta ahora se han podido constatar indicios muy interesantes en este yacimiento, por lo que tenemos que conseguir entre todas las administraciones la financiación necesaria para que las siguientes fases de prospección puedan continuar desde que las condiciones lo permitan, dado que se espera una prospección bastante larga".
Por su parte, Juan Jiménez adelantó que el interés de todas las partes es "retomar los trabajos de campo en torno a la primavera. Mientras tanto esperamos poder seguir conociendo los resultados de los análisis a los elementos encontrados que aporten nueva información sobre este excepcional yacimiento".

Mercedes del Arco, directora del proyecto, apuntó: "Los sondeos realizados han permitido descubrir una concentración importante de lo que denominamos carnadilla, conocida como púrpura". Además, añadió: "Lo más importante es la aparición de restos de muros sobre una planta rectangular en la zona del yacimiento. En próximas etapas de excavación continuaran los trabajos alrededor de estos muros".

23 de noviembre de 2012

Inician los trabajos de consolidación y restauración de los últimos hallazgos en Baelo Claudia

La vía sepulcral hallada el pasado verano ha sido cubierta con geotextil y arena para su protección antes de su próxima puesta en valor.
Consolidación in situ de la cupa structulis encontrada el pasado verano.
Foto: Fernando Prados Martínez
Una vez concluidos los trabajos de excavación arqueológica en el terreno de la necrópolis oriental de la ciudad de Baelo Claudia, han sido iniciados los de consolidación y restauración de los materiales exhumados por parte del equipo del área de restauración del Conjunto.

La vía sepulcral hallada ha sido cubierta con geotextil y arena para su protección antes de su próxima puesta en valor. Igualmente han sido protegidos y tapados el resto de los cortes y la trinchera de delimitación excavada el pasado verano.


Engasado de una olla ossuaria en el momento de su extracción.
Campaña 2012.  Foto: Fernando Prados Martínez.
 La cupa structilis documentada junto al monumento funerario conocido como “Hornillo de Santa Catalina” ha sido consolidada “in situ” debido a su excepcional valor, tanto por el hecho de ser una de las más antiguas de este tipo conservadas en Hispania como por ser la única visible en la actualidad. Del resto de las cupae exhumadas en la necrópolis de Baelo tan sólo teníamos constancia a través de los dibujos realizados por G. Bonsor hacia 1920.Es importante remarcar que este ejemplar sería uno de los más antiguos conocidos hasta el momento en la península Ibérica, pues a falta de afinar más en su cronología, esta quedaría enmarcada en la primera mitad del siglo I atendiendo a criterios estratigráficos.

Durante los próximos meses se procederá a desarrollar una campaña de estudio de materiales en los laboratorios del Conjunto Arqueológico y la elaboración de la Memoria Final.

22 de noviembre de 2012

Exhuman viviendas almorávides en el yacimiento de la ciudad árabe de Medinat Albalat (Cáceres)

La última campaña de excavaciones en la ciudad árabe de Medinat Albalat, en el término municipal de Higuera de Albalat (Cáceres) ha permitido exhumar por completo varias viviendas almorávides además de pequeños objetos de mobiliario cotidiano como piezas de ajedrez, un molde para amuletos y restos de una pequeña arqueta decorada con láminas de hueso.
Foto de familia del equipo de excavación en Medinat Albalat 2012.
Foto: Asociación Medinat Albalat
Las últimas labores se han centrado en una pequeña ampliación del Sondeo 1, una gran ampliación del Sondeo 2 y la implantación de un nuevo sondeo allí donde los análisis previos habían arrojado datos interesantes. 

El Sondeo 1 es el más grande de los existentes, habiendo exhumado al completo una vivienda de época almorávide (hasta ahora no se disponía de la planta en su totalidad) y una serie de estructuras colindantes (vivienda adyacente, calles, canalizaciones, etc.). Por su parte, la excavación del Sondeo 2 ha permitido estudiar otra vivienda que ha aportado interesantísimos datos para el análisis histórico, especialmente entre el pequeño mobiliario cotidiano, hallándose piezas de ajedrez, un molde para amuletos, inscripciones en la piedra o los restos de una pequeña arqueta decorada con láminas de hueso.

El Sondeo 3, en cambio, se ha iniciado este año y ha sacado a la luz algunas dependencias de una tercera vivienda con zona de almacén de alimentos, dos calles y un taller metalúrgico.


La excavación ha estado dirigida por la arqueóloga francesa Sophie Gilotte quien opina que el hallazgo de nuevos restos invita a seguir excavando para poder responder a las nuevas preguntas que se plantean. También confirma la hipótesis sobre la fecha de abandono de la ciudad y su contexto (mitad del siglo XII a raíz de un asedio, seguido por un saqueo y destrucción de las estructuras).
Sacando el derrumbe de tejas en una de las viviendas exhumadas.
Foto: Asociación Medinat Albalat

Sophie Gilotte destaca que el número de solicitudes para participar en esta campaña ha superado todas las expectativas: más de 50 curriculums recibidos en pocos días (desde España, Francia, Africa del Norte, Italia, Argentina…) y sin necesidad de hacer mucha publicidad. Este tipo de iniciativas permite a los estudiantes formarse y contrastar los conocimientos teóricos adquiridos en la universidad con la realidad del campo. De hecho, los alumnos voluntarios se involucran cada vez más en el proyecto, empezando con las tareas de limpieza e inventario de los materiales y llegando incluso a redactar parte del informe.

Desde el año 2009, un grupo formado por voluntarios españoles y franceses, tanto estudiantes como profesionales de diversos campos, se emplean a rescatarlo del olvido. Los objetivos perseguidos son múltiples. Por un lado, pretenden resolver las incógnitas que rodean el origen y evolución del yacimiento mediante una aproximación arqueológica que incluye prospecciones geofísicas (método eléctrico), topografía, sondeos y estudios de los materiales recuperados en ellos (cerámica, restos de fauna, carbones, pólenes, etc.). 


Estos datos, además se ser interesantes desde un punto de vista histórico, son imprescindibles para crear la base para convertir en un futuro al yacimiento en un foco de atracción para el turismo cultural y, de este modo, contribuir a aumentar la riqueza del entorno.
Durante la campaña anterior se descubrió uno de los pocos baños árabes documentados en Extremadura, mientras que un sondeo en el interior del recinto sacó a la luz estructuras de edificios en muy buen estado de conservación.Gracias a la financiación del Parque Nacional de Monfragüe, de la Central Nuclear de Almaraz, del Ayuntamiento de Romangordo, del Centre National de Recherches Scientifiques (CNRS -equivalente francés de nuestro Consejo Superior de Investigaciones Científicas) y de la Asociación Madinat Albalat, este verano se han utilizado una cometa y un parapente manejados por profesionales, para obtener fotografías aéreas de los restos arqueológicos, gran complemento para la elaboración de los planos.

21 de noviembre de 2012

Casi dos millones para las obras del anfiteatro de Segóbriga

El Parque Arqueológico conquense recibirá una inversión de 1.725.500 euros.
El parque arqueológico cuenta con 70.000 visitantes al año.
El Parque Arqueológico de Segóbriga recibirá una inversión de 1.725.500 euros para la mejora de las instalaciones del yacimiento. En concreto, los trabajos acondicionarán la zona de división de la gradería sur del anfiteatro desde dos vertientes: una material, en la que se está mejorando la evacuación de las aguas pluviales; y otra de índole funcional, en la que se están mejorando las condiciones de acceso, el graderío y la seguridad.

El objetivo es que este parque arqueológico, que cuenta con una media de 70.000 visitantes al año, tenga con las mejores condiciones de funcionalidad.



El proyecto

Así lo explicó el consejero de Educación, Marcial Marín, durante su visita las ruinas junto al delegado del Gobierno, Jesús Labrador y el presidente de la Diputación de Cuenca, Benjamín Prieto. Marín aseguró que esta inversión está financiada por los gobiernos regional y nacional.

La inversión viene destinada del 1 por ciento cultural y se «ve reforzada gracias a la colaboración de la Junta de Comunidades y la Diputación Provincial de Cuenca con el Plan de de Mejora de Infraestructuras Turísticas de la provincia conquense» (Plamit), añadió Marín.

Según el titular de Educación informó de que «ya se ha pagado el 50 por ciento de los trabajos que se han realizado desde noviembre del año pasado y está previsto que las obras estén finalizadas en el 2013».

Por su parte, el delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, Jesús Labrador, insistió en que estas obras de mejora «no sólo son culturales sino que suponen la generación de puestos de trabajo, el desarrollo para nuestra tierra y para nuestra gente».

Labrador destacó que en «Cuenca ha habido un incremento de las inversiones de más del 59%, que asciende a más de 1000 euros de inversión per cápita, muy por encima de la media nacional y de la media de las comunidades, que se sitúa en 288 euros».

19 de noviembre de 2012

Habrá nueva campaña de excavaciones en Santa Comba de Louro (Pontevedra)

Con un presupuesto de 93.306,12 euros se trabaja para "completar la investigación científica del yacimiento iniciada en la excavación de 2010". Los responsables de este proyecto indican que la campaña de excavación arqueológica en Valga permite documentar una secuencia histórica ocupacional que abarca desde el siglo IV después de Cristo hasta el XVIII.


Todos los restos son minuciosamente inventariados.
Foto: Iñaki Abella
La Consellería de Cultura, Educación e Ordenación Universitaria, por medio de la Dirección Xeral de Patrimonio Cultural y en colaboración con la Unión Europea -que aporta fondos comunitarios-, desarrollan en Valga lo que se presenta como proyecto de "Excavación arqueológica, consolidación y acondicionamiento para la puesta en valor del yacimiento de la iglesia vieja de Santa Comba de Louro" (Pontevedra)

En colaboración con el Concello de Valga, con un presupuesto de 93.306,12 euros y mediante la firma "Tomos Conservación Restauración, S.L.", que figura como contratista, se trabaja para "completar la investigación científica del yacimiento iniciada en la excavación de 2010", de la que ya se dio cuenta entonces.

Y como se explicó en otras ocasiones se persigue, igualmente, sentar las bases para garantizar la conservación de las estructuras que conforman este yacimiento, revalorizándolo así como elemento patrimonial "mediante su aprovechamiento sociocultural".

Visitas guiadas
Para ello se contempla la organización de visitas guiadas al yacimiento -ya se hicieron muchas-, la creación de un blog -del que se extraen algunas de las fotos que ilustran esta información y muestran la evolución de los trabajos- y organización de conferencias y exposiciones.

Los responsables de este proyecto indican que la campaña de excavación arqueológica en Valga permite documentar una secuencia histórica ocupacional que abarca desde el siglo IV después de Cristo hasta el XVIII.

Todo indica que la primera ocupación de este espacio, enclavado en un pequeño valle de la parroquia de Cordeiro, data del siglo IV d.C., en la época tardorromana.

"Este nivel está documentado por la exhumación de estructuras murales, industriales y funerarias, así como por la recuperación de material ergológico", dicen los entendidos en la materia.

De este modo, se recuperó "parte de un muro de mampostería roto por su extremo sur, como consecuencia de las excavaciones de tumbas paleocristianas". Dicho muro "continúa bajo los muros de la primera iglesia de planta basilical, construida a partir del siglo V sobre los restos de la ocupación tardorromana".

También apareció un horno industrial para la producción de vidrio o metales, recuperándose en estas excavaciones la cámara de combustión y la cámara de cocción del mismo.

En tercer lugar se localizó "una 'estela' tardorromana con epigrafía, reutilizada en el muro de la fachada de las iglesias y relacionada con tumbas en ímbrice, exhumadas fuera de su lugar original de deposición".

Necrópolis tardorromana
Las mismas fuentes constatan "la existencia de una necrópolis tardorromana que estaría situada muy cerca del lugar habitacional".

Puntualizan, asimismo, que "el material ergológico recuperado consiste en material latericio, tégulas, ímbrice y ladrillo, cerámica común, imitaciones de 'tierra sigillata', vidrio y metales como hierro y bronce".

Todo lo dicho hasta aquí guarda relación con el primer nivel, ya que el segundo tiene lugar a partir del siglo V d.C.. Es desde el año 380 cuando "Teodisio decreta como única religión oficial del imperio el cristianismo", y es esa cristianización la que "trae como consecuencia que muchos lugares o hábitats tardorromanos desaparecieran y que su espacio ocupacional fuera reutilizado, tanto 'cristianizando lugares paganos' como evolucionando hacia espacios religiosos".

Tras ofrecer estas explicaciones, los arqueólogos añaden que "eso es lo que sucedió en Santa Comba de Louro", toda vez que sobre el nivel de ocupación tardorromano "se documenta la construcción de una pequeña iglesia basilical de planta rectangular, rematada en una sencilla cabecera".

Se cree que esta pequeña basílica pudo haber dispuesto de una o dos habitaciones para uso de algún eremita que además de rituales litúrgicos prestase ayuda social, de ahí la idea de un pequeño cenobio relacionado con la iglesia".

A esta construcción se asocian "las primeras tumbas exhumadas in situ, como simples tumbas excavadas en restos de pavimento tardorromano o tumbas tardoantiguas, construyendo las paredes con piedras colocadas en posición horizontal cubiertas con una tapa, o bien tumbas construidas con piedras y reaprovechamiento de material latericio romano, como tégulas o ladrillo".

Los técnicos concluyen que "la cronología de esta basílica o cenobio transcurre entre el fin del imperio, a lo largo de la llamada etapa germánica, y el inicio de la repoblación en el siglo VIII".

En cuanto al tercer nivel, cabe precisar que es de la época altomedieval. "La primera iglesia pervive hasta los siglos VIII o IX", cuando parece haber sudo destruida por un incendio, como atestiguarían los abundantes restos de carbón recuperados.

Aquello -sin descartar la posibilidad de que se tratara de ampliar las instalaciones, a causa del aumento poblacional-, dio paso a la construcción de un segundo templo, aprovechándose la fachada y las paredes laterales del primero.

Asociada a esta iglesia hay una necrópolis de la que se recuperaron 26 tumbas, la mayoría de adultos. También se obtuvo en las excavaciones diverso material, como parte de la ornamentación de un capitel y una columna con epigrafía y grabado en bajo relieve de un báculo episcopal, así como cerámica medieval, monedas de bronce y alguna medalla.

En el cuarto nivel arqueológico -que comienza a finales de la Baja Edad Media y abarca hasta el siglo XVI-, este espacio patrimonial de Valga vivió una reforma y ampliación de la iglesia.

Es entonces cuando la iglesia "pasa a ser parroquial" y cuando se derriba el muro de la fachada para construir otra nueva, "ganando así unos 40 metros cuadrados".

Y ya en el quinto y último nivel -desde principios del siglo XVIII hasta el año 1730, cuando se desmantela y traslada la iglesia a su ubicación actual-, los arqueólogos documentan tanto ese desmantelamiento como el reaprovechamiento de la piedra". De esa época ser recuperan "numerosos datos patrimoniales que ayudan a la investigación de un tipo de yacimiento poco excavado en Galicia", por eso se cree esencial avanzar e incluso ampliar este proyecto, para que Igrexa Vella de Santa Comba de Louro "sirva de referencia didáctica".

(Fuente: Faro de Vigo / Manuel Méndez)

18 de noviembre de 2012

El Conjunto Arqueológico busca nueva financiación para 'Cástulo Siglo XXI'

El proyecto busca complementar las investigaciones de 'Fórum MMX' a través de apoyos exteriores.
El Conjunto Arqueológico de Cástulo quiere mantener la investigación arqueológica en el yacimiento linarense más allá del proyecto 'Fórum MMX'. Para ello, la dirección ha desarrollado un nuevo documento sobre los trabajos de futuro que podrían desarrollarse en la ciudad íbero-romana en el plazo de cuatro años, una vez finalicen las investigaciones financiadas por la Consejería de Innovación, que se desarrollan con el apoyo de la Universidad de Jaén.
Parte del equipo de voluntarios de la Asociación "28 de Febrero" que han participado activamente en las excavaciones de Cástulo.
De esta forma, según destaca el director del conjunto, Marcelo Castro, las previsiones a cinco o seis años pretenden que, junto a la apuesta pública por parte de la Administración andaluza, nuevas fuentes de financiación exterior permitan realizar «otras actuaciones más allá de Fórum MMX». «Lo que se pretende es dar a conocer algunas líneas de investigación que se encuentran sobre la mesa gracias a los resultados de Fórum MMX y, de esta manera, conseguir apoyo exterior que garantice el trabajo dentro del yacimiento», argumenta.
En este sentido, y a la espera de conocer la posible financiación de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo para los trabajos de investigación del próximo año -una cantidad que el Ayuntamiento confía que sea similar a las anteriores «ante los buenos resultados de las investigaciones»-, Castro destaca que es el papel del voluntariado «una pieza fundamental en el futuro del yacimiento», «Más allá de la financiación, mucho de lo conseguido es gracias a un trabajo fuera del presupuesto que han desarrollado los voluntarios», subraya.

Documentación
De forma paralela a la búsqueda de apoyo exterior a las futuras investigaciones, el grupo de arqueólogos que desde hace dos años trabajan en el yacimiento linarense desarrollan desde hace semanas la documentación de las diferentes piezas halladas en los trabajos de excavación: monedas, cerámica, joyas, huesos o restos de enseres, entre otras piezas.
Un trabajo, el menos conocido, que es absolutamente necesario, registrando todas y cada unas de las piezas encontradas desde una moneda hasta el trozo más pequeño de cerámica. Desde la primera semana de octubre hasta abril, se limpian, pesan, miden y relacionan con el lugar estratigráfico donde fueron encontradas, como si de una nube de puntos se tratara.
Los resultados en ocasiones permiten hacer cambios o precisar cronológicamente los hallazgos, que esconden la historia de los habitantes de esa ciudad, situada a cinco kilómetros de Linares, lugar de paso de varias vías romanas, construida en el siglo I y abandonada entre el siglo II y el IV.

Es el caso de objetos como unos dados de marfil y fichas de juego, una llave en forma de ele encontrada junto a una puerta escondida bajo un ladrillo, o el engaste de un anillo de ágata con un 'bonus eventus' (figura protectora romana, utilizada como sello). También es curioso un grupo de monedas del bajo imperio romano, por ser la primera vez que se encuentra un conjunto completo asociado a un estrato.

Se trata de la segunda parte del estudio arqueológico, al que aún le seguiría una tercera, consistente en la publicación y difusión de los hallazgos, conclusiones con las que se reescribe la historia de la ciudad íbero-romana.

(Fuente: Ideal)

16 de noviembre de 2012

Hallan dos sillares romanos en el monumento funerario de S. Josep en Villajoyosa

Dos sillares de procedencia romana han sido hallados durante la segunda campaña de excavaciones iniciada en el monumento funerario de la Torre de Sant Josep, en Villajoyosa (Alicante), considerado un hito del patrimonio cultural de la Comunidad Valenciana, han informado fuentes municipales.
Torre funeraria romana de Sant Josep.

Se trata de "uno de los monumentos romanos funerarios mejor conservados de toda Hispania", según el concejal de Patrimonio Histórico de Villajoyosa, José Lloret.
La citada campaña de excavaciones se enmarca dentro del proyecto científico denominado "Villajoyosa Romana. De la República a la Antigüedad Tardía", coodirigido por el Departamento de Arqueología de la Universidad de Alicante (UA) y por Vilamuseu (Museo de La Vila Joiosa).

"La localización durante los trabajos iniciales de dos sillares (grandes piedras rectangulares) de procedencia romana -uno de ellos moldurado-, reutilizados en las cimentaciones de una casa construida a finales del siglo XVIII adyacente a la torre romana, hace de ésta una campaña muy prometedora", han afirmado fuentes municipales.

Ese hallazgo permitirá, por un lado, completar el conocimiento de las estructuras más recientes que se han ido adosando a la torre con el paso del tiempo, como la casa del siglo XVIII, ya documentada en las intervenciones de 2008 y recogida con exactitud en un grabado del siglo XIX.

Además, posibilitará "sacar a la luz posibles restos romanos inéditos que han permanecido ocultos hasta el momento y que ampliarán los conocimientos de este espectacular monumento funerario y de su contexto", según las mismas fuentes.

Las excavaciones de la segunda campaña, que empezaron el pasado lunes y se prolongarán durante tres semanas, se centran en el flanco norte del monumento, ya que los otros tres flancos de la torre fueron intervenidos en 2008.

Los trabajos arqueológicos de los cuatro flancos de la torre es una actuación previa indispensable para el acondicionamiento del terreno circundante al monumento que permitirá contemplarlo tal y como se veía en la antigüedad.

El edil de Patrimonio Histórico ha explicado que esa actuación es la fase inicial del proyecto de restauración de la torre elaborado a través de un convenio entre la Conselleria de Cultura y Vilamuseu, con el fin de poner en valor este monumento.

Por otra parte, durante dos semanas, la empresa local Thalia Guies Turístics ofrecerá visitas a la excavación de la Torre de Sant Josep para explicar cómo se hace una intervención arqueológica y qué tratamiento se realiza sobre el terreno a los materiales que aparecen, así como las novedades que está aportando la actual campaña al conocimiento del monumento.
(Fuente: EFE)

14 de noviembre de 2012

Encuentran el altar original de la curia de Torreparedones

Pertenece a la fase original del foro, de la etapa augustea. Diseñado para ir adosado a la pared, se utilizó para quemar incienso.
Las excavaciones en el yacimiento arqueológico de Torreparedones, en Baena, han puesto al descubierto el altar original de la curia, que se había aprovechado como material de construcción con motivo de una reforma realizada en una época posterior. Según ha informado el arqueólogo municipal y director de la excavación, José Antonio Morena, se trata de un altar anepigráfico, que estaba diseñado para ir adosado a una pared, "toscamente desbastado por detrás".

El profesor Ángel Ventura mide las dimensiones del altar.
Foto: Mariluz Ariza.
Presenta en el coronamiento un focus con huellas de fuego, lo que demuestra que se utilizó para quemar incienso, y no es una pieza "a medio hacer" o desechada del taller. El coronamiento carece de pulvinos o frontón, como suele ser habitual, pero está rematado en las esquinas por acróteras, que en la cara frontal se decoran con volutas y en las laterales por un motivo de media palmeta; no obstante, le falta la parte inferior con su correspondiente zócalo.

Los expertos que lo estudian se muestran convencidos de que pertenece a la fase original del foro de Torreparedones, de la etapa augustea, por la ausencia de mármol.

"Al no llevar inscripción, hay que deducir que no se trata de la donación de un devoto, ni de un altar funerario, sino que debe ser el altar oficial de un edificio de culto, en el que la divinidad estaba ya indicada en otro epígrafe y/o a la vista en forma de simulacrum ", como apunta el profesor de la Universidad de Córdoba Angel Ventura.

Es un ara de interior porque está poco o casi nada desgastada y, además, resulta muy pequeña para ser del templo forense. Tampoco parece que proceda del sacellum de la Concordia, muy próximo a la curia, donde ya se encontró el coronamiento de su propio altar.

"Lo lógico, por tanto, sería pensar que se reutilizó como material de construcción porque procedía de allí mismo, siendo sustituida en la reforma antes comentada por otra de mármol, de la que queda el hueco de encaje en el suelo de mármol junto al nicho absidado", añade el profesor Ventura.

12 de noviembre de 2012

Confirman la existencia de un poblamiento prehispánico en el sur de Fuerteventura

Los hallazgos arqueológicos más recientes han permitido constatar que la zona sur de Fuerteventura tuvo un importante poblamiento antes de la conquista de las Islas Canarias, lo que supone una novedad con respecto a los posicionamientos históricos predominantes hasta el momento.
Parte del ajuar funerario encontrado en el yacimiento
prehispánico del Barranco de los Canarios, al sur de Fuerteventura.
Los hallazgos arqueológicos más recientes han permitido constatar que la zona sur de Fuerteventura tuvo un importante poblamiento antes de la conquista de las Islas Canarias, lo que supone una novedad con respecto a los posicionamientos históricos predominantes hasta el momento.

En un comunicado, el Cabildo explicó que las últimas investigaciones han abierto una puerta al conocimiento de la cultura aborigen majorera tras un periodo de veinticinco años sin producirse descubrimientos de relevancia.

De esta manera, el foco de esta luz procede del Barranco de Los Canarios (municipio de Pájara), donde recientemente se han realizado dos importantes excavaciones en un yacimiento de tipo funerario.

Hasta el momento se han descubierto huesos de hasta tres individuos junto a otros elementos de tipo ritual como vasijas y cuentas de collar, y otro yacimiento asociado a un asentamiento poblacional, del que se han rescatado otras dos vasijas de cerámicas aborigen, una de las cuales fue objeto de un proceso de restauración, integradas en una estructura arquitectónica, posiblemente un almacén.

Por su parte, estas dos excavaciones se han tutelado desde el Cabildo de Fuerteventura y han sido ejecutadas desde la empresa Tibicena Arqueología y Patrimonio.

Para dar a conocer los detalles de estos descubrimientos, intervinieron hoy en rueda de prensa celebrada en el Centro de Arte Juan Ismael el consejero insular de Recursos Humanos, Educación, Cultura y Patrimonio Histórico, Juan Jiménez, la técnico de Patrimonio Histórico del Cabildo, Mila Ramírez, las arqueólogas María Castañeyra y Rosa López que trabajan para Tibicena en la isla, y el técnico de la empresa responsable de las excavaciones, Marcos Moreno.

(Fuente: Europa Press)

9 de noviembre de 2012

La "caja negra" de los fenicios

Se trata de un altar fenicio encontrado en Coria del Río (Sevilla) y que ha conservado restos biológicos durante 2.700 años. El altar ha revelado que los rituales fenicios efectuados por los tartesios en adoración al dios Baal incluían la incineración de vísceras de caprinos, empleando maderas de encinas, alcornoques, chaparros, olivos y jaras. Los especialistas buscan ADN de la grasa de las manos del constructor del altar.
La directora del Museo Arqueológico de Sevilla, Concepción San Martín
observa la pieza encontrada en Coria del Río.
Arqueólogos, biólogos, botánicos y restauradores del Instituto Andaluz de Patrimonio Histórico (IAPH) han extraído información de un altar fenicio del siglo VII antes de Cristo, hallado en Coria del Río (Sevilla), como si fuese "una caja negra" que ha conservado restos biológicos durante 2.700 años.

Los restos hallados en la tierra arcillosa prensada con la que se construyó este altar de 90 centímetros de largo por 60 de ancho y 45 de altura y casi media tonelada de peso ha revelado que los rituales fenicios efectuados por los tartesios incluían la incineración de vísceras de caprinos, empleando maderas de encinas, alcornoques, chaparros, olivos y jaras.

Del interior del altar se han extraído igualmente diversas muestras de polen y de cristales de oxalato, que producen algunas especies vegetales sometidas a estrés, restos de pino y encina y piedras que habían estado en el interior del intestino de una cabra.

Aún están por concluir la búsqueda de ADN de la grasa de las manos del constructor o constructores del altar, un rastreo del que no existe precedente y que se efectúa con ayuda de especialistas de la Universidad de Upsala (Suecia).


Sin monumentalidad, pero con información
El director general de Museos de Andalucía, Miguel Castellano, ha señalado que aunque el altar carezca de "monumentalidad, estética o belleza" es un hallazgo importante por la información que ha propiciado sobre los ritos al dios Baal y la información aportada sobre la cultura tartesia y fenicia.


De ahí que el equipo investigador que se ha hecho cargo de su investigación lo haya calificado de "caja negra" por la cantidad de información que contenía la tierra prensada de su interior, según ha explicado a los periodistas la restauradora de la pieza, Ana Bouzas.

La directora del Museo Arqueológico de Sevilla, Concepción Sanmartín, ha expresado la emoción que le produce esta pieza ahora restaurada y que se mostrará en el Arqueológico de Sevilla, en una nueva sala dedicada al Tesoro del Carambolo y la cultura tartésica.


Otros dos altares en la Península
Sanmartín ha asegurado que, en toda la Península, sólo existen otros dos altares similares, el del Carambolo y el de Cancho Roano (Zalamea de la Serena, Badajoz), y que el estudio de este de Coria ha permitido determinar que el sacrificio no se efectuaba en el altar, sino en una estancia apartada.

También que las vísceras y carne de animales se ofrecían ya asadas, probablemente en bandejas metálicas, ya que no se han hallado microcarbones, lo que elimina la posibilidad de combustión sobre el altar.

La tierra arcillosa prensada o adobe con la que fue construida tanto la base del altar como sus paredes era "tierra virgen", que el constructor extrajo a cierta profundidad, por lo que si se lograra extraer su ADN se podría obtener información sobre su procedencia, lo que, según Sanmartín, ayudaría a aclarar la relación entre fenicios procedentes de Oriente Próximo y población autóctona o tartesia.

Hallazgos como el de este altar demuestra, según Sanmartín, que los fenicios y la población autóctona convivían también en el interior de la Península y no solo en las costas, como se pensó durante años.

Tras cinco o seis generaciones de convivencia, como han demostrado otras investigaciones sobre cerámicas y orfebrería, Sanmartín ha señalado que quizás habría que hablar sólo de tartesios, por la integración de los fenicios.
(Fuente: EFE / El Mundo)

23 de mayo de 2012

Arqueología inalámbrica de alta precisión y pionera en el mundo

El grupo de investigación de Autoecología Humana del Cuaternario de la Universidad Rovira i Virgili de Tarragona y el Instituto Catalán de Paleoecología Humana y Evolución Social (IPHES) ha creado un sistema informático, nombrado ARCH-e system que simplifica y mejora la eficiencia de los trabajos de campo de las excavaciones arqueopaleontológicas. El sistema ya se ha probado en yacimientos como Atapuerca y se introduce en otras excavaciones del propio instituto
A partir de las PDAs se pone en marcha el dispositivo informático.
Imagen: IPHES. 
El método de excavación riguroso exige que cada vez que aparece un fósil se realicen inmediatamente una serie de acciones, como tomar nota de sus coordenadas, para documentar bien su posicionamiento en el yacimiento, una fotografía o la realización de un dibujo.

Hasta hace poco, esta tarea se realizaba a mano en hojas de papel, pero desde hace unos años el grupo de investigación de Autoecología Humana del Cuaternario de la Universidad Rovira i Virgili (URV) de Tarragona y el Instituto Catalán de Paleoecología Humana y Evolución Social (IPHES) trabajan en la creación de un sistema informático, llamado ARCH-e system que simplifica y mejora la eficiencia de los trabajos de campo de las excavaciones arqueopaleontológicas como el de Atapuerca .

ARCH-e system es un sistema integral con una estación robótica que permite, entre otras cosas, posicionar un objeto en relación al lugar donde se ha encontrado (coordenadas) de forma automática y sin la intervención de un operario. Asimismo, la recogida de datos da la posibilidad de incluir fotografía, dibujo y registro multimedia, como vídeo o voz.

De esta manera, la nueva implementación tecnológica ayuda a mejorar la calidad de los datos obtenidos, al reducir algunos errores, ya que favorece la precisión en el posicionamiento del objeto y la automatización del proceso.

La PDA como herramientaLa nueva aplicación se basa en un sistema informático inalámbrico pionero en el mundo, que utiliza las PDA como herramienta para el registro arqueológico. Así, durante el trabajo de campo, cuando aparece un objeto, se introducen los datos básicos en una ficha que ofrece la PDA, donde fundamentalmente se hacen constar las coordenadas, sus medidas, un dibujo, un vídeo o un archivo de audio, más la informaciones pertinentes. Todo ello, y en un sistema inalámbrico, se envía a un servidor que está a pie de yacimiento.

"De esta manera, los arqueólogos podremos realizar de manera más eficaz el trabajo de campo, especialmente en cuanto al registro de datos, base documental para la investigación", destaca Antoni Canals, investigador de la URV y del IPHES y director del proyecto ARCH-e system.

"Por ejemplo, hemos integrado muchos elementos multimedia como los registros de nuestras conversaciones, que son aspectos sutiles de la excavación que tiene valor de memoria, de exposición de ideas y de desarrollo de hipótesis entre otras", añade Canals.

Convenio y transdisciplinariedad
Ahora, gracias a un convenio firmado hoy entre Francesc Xavier Grau, rector de la URV; Eudald Carbonell, director del IPHES; y Enric Navarro, director y gerente de Al -top Topografía, esta empresa podrá comercializar el nuevo producto informático. El proyecto ha contado con el asesoramiento de la Fundación URV con respecto a los asuntos relacionados con la propiedad industrial e intelectual de ARCH-e system.

Carbonell ha destacado que ARCH-e system es parte del proceso que realiza el IPHES para trabajar en el desarrollo de nuevas tecnologías que ayuden a mejorar el conocimiento sobre evolución humana: "En este sentido, ahora estamos en la fase de estudiar afinidades con otros grupos de investigación y empresas de ámbitos tan diversos como la nanotecnología, la química orgánica, etc. Es decir, preparamos unos infracampos que permitan unificar aportaciones de diferentes disciplinas. Estamos observando cuáles son las tecnologías que utilizan, qué nos pueden ir bien y qué protocolos podemos consensuar para establecer alianzas y hacer un salto a la transdisicplinarietat, como consecuencia del enorme desarrollo tecnológico que ha habido en los últimos años".

Exportarlo a todo el mundo
Por su parte, Navarro asegura que "se harán todos los esfuerzos necesarios para que esta tecnología se pueda utilizar a nivel general y en todo el mundo. Muy pronto, lo empezaremos a publicitar en nuestro portal en Internet y aprovecharemos que hemos abierto una oficina en China para darlo a conocer. Esperamos tener mucho éxito".

La Unidad de Valorización de la URV (UV-URV), mediante el Área de la Propiedad Industrial e Intelectual, ha prestado asesoramiento durante el proceso de protección de la propiedad intelectual del sistema ARCH-e system, el de inscripción en el Registro de la Propiedad Intelectual de Cataluña y el de transferencia de la tecnología en AL-TOP TOPOGRAFÍA.

El Centro de Transferencia de Tecnología e Innovación (CTTi) de la Fundación URV se convirtió en el año 2010 UV-URV, gracias al apoyo de ACC1Ó y la financiación obtenida a través del Ministerio de Ciencia e Innovación, mediante Plan Estratégico PETRA 2010 - 2013. El modelo que sigue se basa en una unidad integrada que engloba las áreas de Transferencia de Tecnología, como actividad principal; la Propiedad Industrial e Intelectual, que gestiona la protección de los resultados derivados de la investigación de la URV; la de Iniciativa Enprendedora, apoyo a los emprendedores de la comunidad universitaria desde la idea inicial de negocio hasta la creación de la empresa, y el área de Ayudas.

(Fuente: Agencia SINC)