Mostrando entradas con la etiqueta Junta de Extremadura. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Junta de Extremadura. Mostrar todas las entradas

6 de mayo de 2015

Dos millones de euros para la Alcazaba de Badajoz

El Gobierno de Extremadura y el Ayuntamiento modifican el Convenio para extender su vigencia hasta 2016 y prorrogar los plazos de financiación y de ejecución de las obras. La Junta de Extremadura aportará un millón de euros para continuar con el proyecto de rehabilitación de la alcazaba de Badajoz que se suma a otro millón aportado por el municipio  para la creación de un Parque Arqueológico en el interior del recinto. 

El Consejo de Gobierno autorizó también la firma del acuerdo de ampliación del convenio firmado con el ayuntamiento de la ciudad. Dicho acuerdo del Consejo es para subvencionar la rehabilitación del monumento que "merece la máxima consideración". Y por ello la Consejería de Educación y Cultura aportará el millón de euros.

La vicepresidenta del Ejecutivo, Cristina Teniente, explicó que la necesidad de llevar a cabo una serie de excavaciones para confirmar las cotas en las que se encuentran los distintos restos arqueológicos no documentados con anterioridad, además de constatar su estado de conservación. Estos trabajos han impedido que se pudiera adjudicar la obra antes del cierre de final de 2014.


PRÓRROGA DE LOS PLAZOS
Ante este hecho, y estando ambas instituciones interesadas en mantener el compromiso, acuerdan la modificación del convenio para extender su vigencia y prorrogar los plazos de financiación y de ejecución de las obras. Por ello, se amplía hasta el año 2016 y la Junta hará efectivo el primer pago, de 500.000 euros este año.

La obra de restauración se llevará a cabo desde la Puerta del Alpendiz a la Torre de Espantaperros y permitirá el recorrido completo del adarve, como explicó el 6 de marzo pasado el arquitecto Julián Prieto.


EJECUCIÓN EN CINCO MESES
En la citada fecha se anunció la licitación del proyecto, que se ha visto pospuesta por las razones señaladas, y tendrá un plazo de ejecución de cinco meses. Ya entonces, Prieto preveía que se alargara por la complejidad de la intervención, pues la actuación incluye los estudios arqueológicos y el seguimiento del proceso hasta el traslado de la red de media tensión.

  • El coste de esta fase asciende a dos millones, sufragados a partes iguales por el Ayuntamiento y la Junta, en el marco formalizado con el Ministerio de Fomento de 2006.
Hay una parte en la que los lienzos que harían posible el recorrido histórico no existen, por lo que se plantea la colocación de pasarelas metálicas paralelas al adarve, desde donde se podrán visitar y apreciar las partes históricas de la zona.
CREACIÓN DE UN PARQUE ARQUEOLÖGICO
Se anunció que se establecerán tres tipos de recorrido: uno libre en el adarve por toda la alcazaba; otro con una restricción parcial de visita con el mismo horario que los jardines de La Galera, que permitirá bajar a la puerta del Alpendiz; y un tercero especial, dada la protección que requiere el yacimiento arqueológico, desde los jardines a través de la Torre de la Madre Vieja hasta el interior de la alcazaba.

Así mismo, se creará un parque arqueológico de 1.500 metros cuadrados entre Biblioteconomía y el trazado de la muralla por detrás de las cañoneras. Este yacimiento será musealizado y tendrá horario de visitas restringido o abierto a investigadores con permisos especiales.

La obra permitirá al visitante, por primera vez, "descubrir todo el territorio, el horizonte de la ciudad desde la altura del cerro de la Muela", de forma que "podrá entender todos los barrios y todo el desarrollo urbano de la ciudad desde la alcazaba".

El recorrido posibilitará además ofrecer al visitante una explicación de todo lo que se ha ido encontrando hasta ahora. 

(Fuente: El Periódico Extremadura)

6 de octubre de 2014

Las catas en la Alcazaba de Badajoz destapan un portillo almohade y cañoneras del siglo XIX

El portillo se ha localizado en la franja del muro cercana a la cafetería de la Facultad de Comunicación, en el subsuelo en una abertura que se encontraba cegada. Las cañoneras del siglo XIX han salido a la luz en la parte oriental de la zona. Por otra parte, en la torre que aún permanece en pie en este espacio se ha identificado cimentaciones del antiguo Hospital Militar, construido a mediados del siglo XIX sobre lo que fuera el Hospital del Rey donde también se han encontrado una puerta y unas escaleras que posiblemente correspondiesen al citado hospital.
También se han identificado las cimentaciones del Hospital Militar del S. XIX. FOTO: HOY
Las máquinas y los movimientos de tierra han vuelto al entorno de la Alcazaba de Badajoz. Los estudios arqueológicos para recuperar la zona entre el Alpéndiz y la Galera han comenzado y en pocos días están arrojando los primeros resultados. Las catas se están llevando a cabo en el área de tierra que se utiliza como aparcamiento de la Biblioteca de Extremadura, en el sector más próximo a la muralla.

Los trabajos arqueológicos han destapado construcciones históricas de importancia, como un portillo de época islámica o unas cañoneras del siglo XIX. La puerta se ha localizado en la franja del muro cercana a la cafetería de la Facultad de Comunicación, en el subsuelo. Esta abertura se encontraba hasta este momento cegada. El acceso comunica la zona intramuros de la Alcazaba con la torre Vieja, lo que permite conectar el interior del recinto árabe con los jardines de La Galera recientemente rehabilitados.

CAÑONERAS EN LA PARTE ORIENTAL
Las cañoneras del siglo XIX han salido a la luz en la parte oriental de la zona. Cerca de ella ha aparecido otra torre semicircular. Las excavaciones en el subsuelo tienen el objetivo de localizar las líneas interiores de la muralla y el coronamiento de las estructuras medievales que se conservan. De hecho, en varios puntos se han descubierto diferentes muros de esta época, que están siendo objeto de estudio.Durante estas labores se ha retirado mucha vegetación, cuyas raíces dañan el monumento

Por otro lado, en la torre que aún permanece en pie en este espacio se ha identificado cimentaciones del antiguo Hospital Militar, construido a mediados del siglo XIX sobre lo que fuera el Hospital del Rey. También ha salido a la luz una puerta y unas escaleras que posiblemente correspondiesen al citado hospital.

CATAS SOBRE EL LIENZO DE LA MURALLA
Aparte de los sondeos en el suelo, también se están llevando a cabo catas arqueológicas sobre el lienzo. Gracias a estas labores se ha conseguido documentar las distintas fases históricas en esta parte del monumento, desde la época taifa hasta la primera mitad del siglo XX.

Estos sondeos comenzaron el 15 de septiembre y tendrán una duración de un mes aproximadamente. Por lo tanto, está previsto que los trabajos finalicen a mediados de octubre. Posteriormente la empresa Tera, encargada de realizar esta tarea, elaborará el informe arqueológico que se tendrá en cuenta para la redacción del proyecto de rehabilitación.


Se trata del estudio arqueológico previo que se tiene que realizar antes de que se retome los trabajos de recuperación de la muralla de la Alcazaba. La restauración del conjunto islámico se reanudará por el entorno del Alpéndiz. La intención del Ayuntamiento pacense es que esta reparación empiece antes de que finalice el año.

UN MILLÓN DE EUROS
La próxima obra se ejecutará en el muro de la Alcazaba que discurre entre esta puerta almohade y el tramo ubicado en los jardines de la Galera, recuperado hace pocos meses. El objetivo es arreglar este sector para conectar ambos puntos. Esto permitirá, además, unir la franja de lienzo rehabilitada en la primera fase (efectuada entre Puerta de Carros y Puerta del Alpéndiz) con la ejecutada recientemente en los jardines de la Galera.

La financiación de la próxima intervención llega desde la Junta de Extremadura, que aporta un millón de euros. Esta inversión nace de un acuerdo que se realiza a dos bandas, entre el Ayuntamiento y la Administración regional. Cada una aporta la misma cantidad de dinero en virtud de dicho convenio, que tendrá una duración de dos años.

Los primeros trabajos consistirán en sanear la parte del muro sobre la que se va a actuar. La idea es recuperar en la medida de lo posible el paseo de ronda, tal y como se ha estado haciendo en las diferentes obras que se han ejecutado ya en este monumento para que los visitantes puedan realizar el recorrido por encima del lienzo. El fin es que esta parte del recinto amurallado sea visitable y transitable.

Esta nueva intervención permitirá también limpiar y consolidar los elementos arquitectónicos y arqueológicos del enclave, que ayudarán a mejorar la lectura y comprensión histórica del conjunto.

DETERIORO
Esta zona del recinto está en delicadas condiciones. La muralla se encuentra muy deteriorada en esta zona de la Alcazaba. Sufre numerosos daños por desprendimientos originados por la falta de cuidado y mantenimiento. La suciedad, la vegetación y las grietas se extienden por el entorno del conjunto del Alpéndiz.

De hecho, uno de los mayores problemas que afecta al monumento es la presencia del árbol 'Ailanthus altissima'. Se trata de una especie invasora originaria de China que fue introducida en Europa, concretamente en Inglaterra, en el año 1751. Es un árbol que tiene un crecimiento rápido y de gran resistencia. Crece en la muralla y es de muy difícil erradicación. De hecho, durante las labores arqueológicas se han retirado muchas de estas plantas.

(Fuente: Hoy / Tania Agúndez)

24 de abril de 2013

Extremadura se interesa por los dólmenes de El Rebellao (Badajoz)

La Fundación Dolores Bas de Arús pide ayuda para adecentar, conservar y promocionar el recinto
El Rebellao I es el dólmen en mejor estado, conservado así
por su difícil acceso. Foto: Fundación Dolores Bas.
La respuesta no se ha hecho esperar. Un arqueólogo de la Consejería de Cultura del Gobierno de Extremadura ha visitado esta semana la finca El Rebellao, propiedad de la Fundación Dolores Bas de Arús, para conocer de primera mano los dólmenes cuya existencia esta entidad venía proclamando con el objetivo de encontrar ayuda en las instituciones que permita adecentar, conservar y promocionar estos monumentos megalíticos. 

En principio, en la citada finca existen dos dólmenes, uno en casi perfecto estado (El Rebellao I), cuyo perfil la fundación usa como logotipo, y otro que presenta más destrozos (El Rebellao II). Pero es posible que exista un tercero, según comprobó el arqueólogo de la Junta, aunque aún debe ser confirmado.

Esta finca se ubica en la carretera que une Valverde de Leganés con Almendral en el kilómetro 121, en el término municipal de Badajoz (a menos de 30 kilómetros del casco urbano) y desde la fundación se apunta que los dólmenes son "inéditos" y tal vez los únicos que se conservan en este entorno. El Rebellao I está en un terreno de 23 hectáreas que existe al final de la finca, aislado por un regato que ha impedido que la maquinaria haya llegado nunca, de ahí el "perfecto estado" en que se encuentra, según explica el presidente de la fundación, Pedro Arias. Se calcula que tiene 6.000 años de antigüedad.

El técnico de Patrimonio señaló en su visita que como se construyen en montículos, habrá que excavarlo todo para sacar al descubierto el pasillo. Sobre la posibilidad de que existiese un ajuar funerario, la fundación tiene información de que lo hubo y se encuentra en el Museo Arqueológico, que no ha confirmado haberlo localizado. Arias señala que se ha documentado muy poco, precisamente por la dificultad de acceder a él.

El Rebellao II se encuentra en la misma finca, a más de un kilómetro del anterior, pero está modificado porque a lo largo de los años se han vertido en su interior las piedras que sobraban en las tierras labradas. Se presume que la piedra superior se encuentra en el interior. Y, "casualmente", en la visita del arqueólogo, se encontró a 60 metros del segundo dolmen una piedra de gran tamaño en un arroyo rodeada de maleza, y que "presumiblemente" pudiera proceder de un tercer dolmen, aún sin confirmar.

Desde la fundación entienden que no sería complicado hacer accesibles al público estos restos. Además, cerca de dos últimos dólmenes, lindando con la carretera, existe un portal almohade en aparente perfecto estado de conservación, que podría formar parte del conjunto visitable.

29 de diciembre de 2012

Salen a la luz restos de una ermita en el Fuerte de San Cristóbal (Badajoz)

Los arqueólogos confirman que el monumento está "bien conservado". El ayuntamiento prevé adjudicar la obra en la primera semana de enero.
La arqueóloga, de pie, junto a los restos de muros aparecidos
en el interior del fuerte. Foto: OTO
Las prospecciones con catas arqueológicas que se están realizando en el Fuerte de San Cristóbal para determinar la existencia de restos o asentamientos anteriores a la construcción de la edificación defensiva han arrojado resultados negativos, pues solo hay sustrato natural y la roca madre del cerro, sobre todo en el foso. Eso significa que es cierto que cuando llegaron los franceses, barrenaron y dejaron la piedra descarnada. Sin embargo, en el interior sí han aparecido unas estructuras murarias que posiblemente fuesen de una antigua ermita, aunque aún está por confirmar, según señaló ayer la arqueóloga directora de la excavación, Asunción Labesa, quien señaló que estos restos acaban de aparecer.

La arqueóloga apuntó que en el lugar que ocupa el fuerte "se supone" que existió un palacio, del que no existe documentación, mientras que sí se dispone de información gráfica sobre la existencia de la ermita.

Las excavaciones se iniciaron hace cuatro semanas y se prolongarán durante mes y medio. Durante estas jornadas de trabajo se han realizado todas las catas del foso de Fuerte y del revellín y ahora se están haciendo las del interior. Según explicó la arqueóloga, se han encontrado piezas de cerámica pero no son "nada determinantes" y algunas balas. Como curiosidad, en todo el espacio del fuerte hay multitud de agujeros de los buscadores de metales y todos los días hay que rebalizar las catas porque entran personas ajenas a las excavaciones. La semana pasada uno de los operarios recibió una pedrada en la cabeza.

Los trabajos arqueológicos fueron visitados ayer por la directora general de Patrimonio de la Junta de Extremadura, Pilar Merino, y el concejal de Proyectos Estratégicos, Francisco Javier Fragoso, junto con el de Urbanismo, Celestino Rodolfo, y la de Turismo, María José Solana. Fragoso informó de que no se ha podido adjudicar aún la obra de rehabilitación, pero espera que se pueda hacer en los primeros días de enero. El retraso se debe, según explicó, a que varias de las propuestas presentan ofertas desproporcionadas (bajas temerarias) y las empresas tienen que explicarlas. Los trabajos arqueológicos se adjudicaron a la empresa Alamut.

Según Fragoso el fuerte de San Cristóbal está "relativamente bien conservado, no porque nadie lo haya conservado sino porque el tiempo lo ha respetado". La arqueóloga se expresó en iguales términos. Fragoso defendió que la rehabilitación que se pretende llevar a cabo, y que debe estar culminada antes del 30 de junio porque se financia con fondos europeos (del proyecto Baluartes), "no es caprichosa sino muy respetuosa con el patrimonio" por lo que están dispuestos a adaptar en cualquier momento el proyecto a los elementos que aparezcan que sean "dignos de conservar". Por su parte, Pilar Merino recordó que el proyecto "ha pasado por todos los filtros" de patrimonio histórico.