Mostrando entradas con la etiqueta Josep Marqués. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Josep Marqués. Mostrar todas las entradas

31 de marzo de 2014

Descubren dos nuevas viviendas almohades en Dénia (Alicante)

El hallazgo, muy próximo a los baños árabes descubiertos en 1990, incluye un sistema de drenaje y restos de juguetes de cerámica fabricados en la ciudad medieval. Además los trabajos han permitido establecer que el vial se trazó en plena taifa islámica (siglo XI) y no en la época de Felipe III, como pensaban hasta ahora los expertos

La calle Loreto formó parte del rovellet urbano de la Dénia (Daniya) del siglo XI. Una excavación realizada en el solar número 11 de esta calle, que ahora es peatonal y está repleta de bares, ha sacado a la luz los restos de dos viviendas de época almohade (siglos XII y XIII). Ambas tuvieron como elemento central un patio enlosado y contaban con un avanzado sistema de evacuación de agua de lluvia y de aguas corruptas.

De hecho, como explicó el arqueólogo municipal, Josep Gisbert, también se han descubierto unos estrechos callejones por los que discurría el alcantarillado. Antes de construirse estas casas, el solar, que está junto al hamman (baño árabe) del siglo XI, debió utilizarse para almacenar la leña que calentaba la terma.

Los trabajos arqueológicos además han permitido constatar que el origen de la calle Loreto, en la actualidad uno de los principales ejes turísticos y hosteleros de la ciudad, tiene su origen en el trazado urbanístico del siglo XI, es decir, en plena taifa islámica, y no en el periodo del rey Felipe III (a caballo entre los siglos XVI y XVIII) “como pensábamos anteriormente”, según destacó Josep Gibert. En parecida situación estarían la calle Mayor y otros viales anexos del casco histórico de Dénia.

En esta excavación, se han encontrado restos de juguetes de cerámica fabricados en Dénia, sobre todo figuritas de caballos. Corresponden, al igual que otras cerámicas muy fragmentadas de uso doméstico, como una palmatoria, a la época califal (siglo XI). Esta intervención arqueológica la ha dirigido Josep Marqués. La edil de Cultura, Pepa Font, agradeció a la propietaria del terreno, Luisa Roselló, que diera permiso para una excavación que permite saber más sobre el urbanismo de Daniya.

(Fuente: La Marina Plaza)

23 de enero de 2013

Sale a la luz una calle de la medina islámica de Dénia

El vial, de 2,20 metros de ancho, data del siglo XII y ya contaba con una canalización de alcantarillado que daba servicio a las casas andalusíes.
Los restos de la calle del Siglo XII y de los cimientos de la casa andalusí.
Foto: Museu de Dénia
La ciudad alicantina de Daniya (la Dénia islámica) tenía una planificada trama urbana. La imagen de una medina de calles tortuosas y estrechas no se corresponde con la realidad. 

El trazado urbano andalusí, de los siglos XI y XII, estaba formado por calles paralelas y transversales que, además, contaban con alcantarillado. Ahora una nueva excavación arqueológica ha sacado a la luz una calle hasta ahora desconocida del antiguo barrio árabe.

La intervención ha tenido lugar en el número 23 del Carrer Major. La familia Bailey, propietaria de una antigua vivienda, presentó un proyecto para construir una piscina en el amplio patio. Cualquier obra en el centro histórico obliga a realizar sondeos arqueológicos.

Esta vez los arqueólogos han hallado un tramo de calle de 2,2o metros de ancho y los cimientos de una vivienda andalusí. La calle iba paralela a lo que ahora son el Carrer Major y el Carrer Pare Pere.

«En medio ha salido a la luz una alcantarilla. Ya en esa época, había registros de aguas corruptas y pluviales», indicó ayer el jefe del Servicio Municipal de Arqueología, Josep Antoni Gisbert. La materia orgánica conservada en ese albañal ha permitido datar los restos en la segunda mitad del siglo XII.

Además, esta calle «fosilizada» confirma que otras que forman parte de la actual trama del centro histórico de Dénia, como la de la Moreria, Cavallers o el propio Carrer Major, ya existían en esa época.

El director de esta excavación, Josep Marqués, explicó que también han descubierto los cimientos de una casa andalusí de planta rectangular y dividida en crujías. Se ha conservado el pavimento de la estancia que servía de letrina. En la casa no podía faltar el aljibe. Los arqueólogos lo han encontrado y sólo falta vaciarlo para dar por finalizada esta excavación. Gisbert añadió que la tipología de esa vivienda es similar a la hallada en la zona del El Fortí en los años 80. 

Los propietarios de la casa del número 23 del Carrer Major han decidido conservar los restos arqueológicos, pero sobre ellos construirán una piscina.