8 de septiembre de 2012

Códigos QR y bolígrafos escáner para desvelar los secretos de Cástulo

Mosaico romano datado en el Alto Imperio,
recientemente descubierto en Cástulo y cuya catalogación
se está empleando la tecnología 3-D.
Arqueólogos del yacimiento de Cástulo en Linares (Jaén) emplean Códigos QR y bolígrafos escáner para agilizar el tiempo empleado para documentar en las excavaciones, lo que les permite dedicar más tiempo al trabajo de campo.

 El bolígrafo transmite aquello que se escribe a un ordenador, así se comparte con todo el equipo de arqueólogos en tiempo real. En cuanto a los códigos QR, éstos son utilizados para clasificar las piezas encontradas en el yacimiento y ofrecen la ventaja de proporcionar una gran cantidad de información en un espacio muy pequeño. Los objetos investigados también son fotografiados con un Smartphone, para posteriormente hacer una reconstrucción 3D a partir de las imágenes obtenidas.

Arqueólogos aliados con la tecnología. 
Este bolígrafo incorpora un pequeño escáner para que estas notas sean digitalizadas mientras se escriben. Así se reduce a la mitad el tiempo de la tediosa documentación para dedicarlo a lo más apasionante, sacar a luz los trozos de historia que esconde el yacimiento de Cástulo en Linares, Jaén. 



Ahorrar tiempo para avanzar en desvelar secretos como, por ejemplo, los contenidos en este mosaico romano datado entre finales del siglo I y principios del II. Con la información introducida en esta ficha para catalogar sus piezas, el ordenador genera un código QR que se imprime en pegatinas que luego servirán para identificarlas. De hacer un dibujo de la pieza se ha pasado a fotografiarla con un smartphone, que manda la información a un ordenador para hacer una reconstrucción en 3-D.
(Fuente: Historias de Luz)

No hay comentarios:

Publicar un comentario