Mostrando entradas con la etiqueta Juan Aurelio Pérez Macías. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Juan Aurelio Pérez Macías. Mostrar todas las entradas

14 de junio de 2020

Hallan dos hornos utilizados por los antiguos mineros romanos en Riotinto

Los hornos, de grandes dimensiones, está datados entre los siglos I aC y I dC. Siguiendo las directrices de la Delegación de Cultura en Huelva, se ha procedido a la extracción de estos elementos para su conservación y futura puesta en valor.
Las piezas ayudarán a profundizar en el conocimiento de los procesos metalúrgicos de la época, cuya datación se estima entre los siglos I a.C y I d.C.
La compañía minera Atalaya prosigue el avance de los trabajos arqueológicos en la corta minera de Cerro Colorado, un importante compromiso con la investigación, conservación y puesta en valor del patrimonio histórico presente en las instalaciones mineras. Así, se ha producido recientemente el hallazgo de dos hornos utilizados por los antiguos mineros romanos para fundir mineral y obtener la plata que financió las campañas militares que consolidaron el Imperio.

El descubrimiento de los hornos se produce en la excavación del yacimiento llamado “Look-Out”. Estos trabajos, que se han desarrollado en los últimos dos años, están incluidos en el programa de excavaciones arqueológicas que realiza la empresa operadora de la mina de Riotinto en varios enclaves situados en áreas mineras operativas. Son dos piezas de gran valor por su singularidad e interés científico, que ayudarán a profundizar en el conocimiento de los procesos metalúrgicos de la época, cuya datación se estima entre los siglos I a.C y I d.C.

Una vez identificadas ambas estructuras de transformación del mineral, bajo la coordinación científica del profesor Juan Aurelio Pérez Macías, de la Universidad de Huelva, y siguiendo las directrices de la Delegación Territorial competente en materia de Patrimonio, se procedió a la consolidación y extracción de estos elementos para su conservación y futura puesta en valor.

El trabajo de recuperación de los hornos, identificados como UE-554 y UE-701, ha requerido de una precisión casi quirúrgica. Un importante esfuerzo técnico y económico, liderado por los arqueólogos del Departamento de Medio Ambiente de Atalaya y cuya complejidad ha requerido la participación de varias empresas especializadas. El diseño del proyecto de extracción ha estado marcado por la futura musealización de los elementos, priorizando la imagen final que el público disfrutará cuando se expongan.

LIMPIEZA

El proceso comenzó con una limpieza meticulosa de los hornos, eliminando restos de tierra o suciedad Seguidamente, tras su engasado y consolidación, se construyó un encofrado de madera y se reforzaron los restos arqueológicos con espuma de poliuretano. Finalmente se excavó el entorno de las piezas, perforando su base para alojar el emparrillado de sustentación y proceder a su extracción.

De especial dificultad resultó la extracción del horno UE-554; este conserva parte del suelo y la cámara de combustión por lo que se decidió extraerlo en una única pieza y mantenerlo íntegro. Su gran volumen y peso, de 16 toneladas frente a las 3,5 del UE-701, precisó de una estructura a modo de jaula, montada y soldada in situ, que permitiera un reparto de cargas uniforme en el izado. El encofrado de madera fue fijado a la estructura metálica con eslingas y estibado en madera. Esta inmovilización evitó comprometer el proceso de extracción, carga y transporte, realizados con grúa autopropulsada y un camión góndola.

Enrique Delgado, director general de la mina, declaró: “Es un honor custodiar y profundizar en el legado que dejaron los mineros que nos precedieron. Felicito a nuestro equipo de arqueólogos y más de cuarenta auxiliares por los excelentes resultados. Los hallazgos que estamos haciendo están contribuyendo al conocimiento científico que se tiene del mundo romano, su capacidad de procesar metales que sirvieron para convertir a Roma en un gran Imperio. Y Riotinto fue clave para ello”. Luis Iglesias, arqueólogo en Atalaya Riotinto Minera, ha destacado el enorme esfuerzo realizado por el equipo y las entidades que han participado.
(Fuente: Diario Huelva)

1 de octubre de 2013

Certifican el asentamiento fenicio más occidental en Ayamonte (Huelva)

Expertos del Instituto Arqueológico Alemán han certificado en Ayamonte (Huelva) la existencia del asentamiento fenicio más occidental de la historia, que en sus primeros estudios se ha datado con una antigüedad de unos 2.800 años. Del asentamiento ya se han puesto al descubierto cinco tumbas, y tiene una extensión, en lo que ha salido a la luz, de unos 200 metros cuadrados, aunque se encuentra en su solar de una hectárea aproximadamente.
Excavaciones en Ayamonte durante la campaña de este año.
Así lo ha puesto de manifiesto la directora del Instituto, Dirce Marzoli, en una comparecencia de prensa en el asentamiento, donde ha explicado que no hay precedentes "de un desplazamiento tan importante, porque para llegar a Ayamonte desde lo que hoy es el Líbano tendrían que haber recorrido en aquella época unos 3.000 kilómetros".

Del asentamiento ya se han puesto al descubierto dos tumbas, y tiene una extensión, en lo que ha salido a la luz, de unos 200 metros cuadrados, aunque se encuentra en su solar de una hectárea aproximadamente.

Por ellos, los expertos creen que se podrían encontrar más vestigios de este tipo, de modo que se certificaría "la importancia del hallazgo, que situaría un asentamiento fenicio donde nunca lo ha habido, en el extremo de Europa".

Necrópolis fenicia
Marzoli ha concretado que en algunos puntos de Portugal se han hallado vestigios que indican que pudo haber población fenicia, pero no de la importancia de los que ahora se han certificado en Ayamonte, que fueron descubiertos casualmente en 2008 cuando se realizaban los trabajos de parcelación del sector 12, en la Hoya de los Rastros de la localidad, junto al Tanatorio Municipal. Se realizó una Actividad Arqueológica de Urgencia, a raíz del descubrimiento de una necrópolis fenicia, en la cual aparecieron un total de cinco tumbas.

En esta segunda intervención, han aparecido tres tumbas más, dos pequeñas y una más grande, en la zona de excavación de unos 50 metros cuadrados, y no se descarta el que puedan aparecer más tumbas en los alrededores.

Restos de ánforas "no fabricados en la península"
La experta ha puesto de manifiesto que se han hallado elementos como ánforas "que no fueron fabricadas en la península Ibérica", lo que le da una mayor importancia a lo hallado, mientras que se han analizado, además, algunos de los restos humanos hallados, "que indican que en una tumba había un hombre de unos 45 años, una edad muy alta para la esperanza de vida de la época".

Convenio con el Ayuntamiento
El alcalde de Ayamonte, Antonio Rodríguez Castillo ha aprovechado su visita a la excavación para la firma de un convenio, que ratifica el acuerdo de Junta de Gobierno del mes de agosto, entre la doctora Dirce Marzoli, Directora del Instituto Arqueológico Alemán de Madrid, Elisabet García Teyssandier, directora facultativa de la excavación y el propio Ayuntamiento de Ayamonte.

El Instituto Arqueológico Alemán de Madrid promueve y sufraga el coste económico de los trabajos arqueológicos y aporta el bagaje científico, técnico y logístico. Por su parte el Ayuntamiento de Ayamonte, colabora mediante la aportación de recursos materiales y humanos disponibles para el desarrollo de los trabajos en cuestión.

El proyecto cuenta también con la colaboración científica del Dr. Juan Aurelio Pérez Macías, profesor titular de arqueología de la Universidad de Huelva.

(Fuente. Andalucía Información)