2 de septiembre de 2015

Unas obras destapan restos romanos, pre-romanos y medievales en Arkaia (Álava)

Unas obras destinadas a mejorar la red de saneamiento de Arkaia (Álava) han hecho aflorar en los últimos días distintos restos arqueológicos de un alto nivel patrimonial, correspondientes a la Edad Media, a la época romana y a la anterior a ésta, de carácter indígena,
Junto a la iglesia, ha emergido una enorme necrópolis medieval, que consta de un total de 34 tumbas de muretes.
FOTOGRAFIA: JORGE MUÑOZ.
El yacimiento romano de Arkaia vuelve a dejar nuevos testimonios del pasado de este pequeño pueblo ahora enclavado a un paso de Vitoria, por obra y gracia de su expansión urbanística. De un pasado remoto, que hunde sus raíces incluso varios siglos antes de la época romana, cuando la tribu de los caristios estaba establecida en la parte occidental de la actual Comunidad Autónoma Vasca. 

Unas obras destinadas a mejorar la red de saneamiento de Arkaia han hecho aflorar en los últimos días distintos restos arqueológicos de un alto nivel patrimonial, correspondientes a la Edad Media, a la época romana y a la anterior a ésta, de carácter indígena, que a lo largo de las dos últimas semanas están siendo exhaustivamente analizados por un equipo de expertos. Los hallazgos, que obligaron a paralizar las obras inmediatamente, comenzaron a sucederse hace ahora dos semanas y se concentran en el entorno de la iglesia del pueblo.

MÁRMOLES, CERÁMICA SAGUNTINA Y TERMAS

Dado que se trata de una zona donde se conoce la existencia de restos materiales como mármoles y barros saguntinos atribuibles a la época romana ya desde el siglo XVIII, hallazgos que se completaron en la pasada década de los 80 con nuevos y notables descubrimientos -fundamentalmente las termas-, estos últimos hallazgos no han pillado por sorpresa al servicio de Arqueología de la Diputación alavesa, que ya estaba realizando una concienzuda labor de supervisión sobre las obras de saneamiento. 


Lo que sí ha sorprendido a los expertos es, según reconoció Rafael Varón, director de las excavaciones, es “el buen estado de conservación de todas las estructuras”, ya que habitualmente, cuando se da este tipo de descubrimientos, “suelen estar más machacadas”.

NECRÓPOLIS MEDIEVAL

Los hallazgos han obligado a paralizar las obras de saneamiento. 
Bajo la capa exterior de hormigón que ahora sirve como camino para los vecinos de Arkaia, junto a la iglesia, ha emergido una enorme necrópolis medieval, que consta de un total de 34 tumbas de muretes, algunas de las cuales conservan en su interior los esqueletos de los finados. 

Según explica Varón, los enterramientos en los alrededores de los templos eran habituales hasta el siglo XIII, por lo que la necrópolis datará como máximo de esos años. Durante la fase de estudio que aún debe completarse de todos los restos encontrados se determinará con exactitud la cronología de cada hallazgo.

VIVIENDA ROMANA
Más abajo, en un segundo nivel, los investigadores han hallado un edificio, que podría tratarse de una vivienda de la época romana, aunque también deberá determinarse de forma más clara en los estudios pendientes. Que corresponde a entre los siglos I y II después de Cristo sí que parece más claro, según apunta Varón. Dentro de ese edificio, que conserva también restos murales y de pintura, se han encontrado otros restos “habituales” en los yacimientos romanos, como cerámicas o útiles para cocinar, entre otros objetos.

RESTOS CARISIOS

El tercer nivel, sin haberse encontrado “unos restos excesivamente monumentales”, éstos corresponden a una época anterior al nacimiento de Cristo, precisamente cuando los caristios dominaban el entorno de la capital alavesa. Los hallazgos, que sirven para ampliar el ya de por sí rico valor patrimonial del yacimiento de Arkaia, fueron también puestos en valor por fuentes de la Diputación alavesa, que aplaudieron su “excelente nivel de conservación”. Dado la minuciosidad que están requiriendo estos trabajos, los expertos necesitarán de otras dos semanas más de trabajo sobre el terreno para recopilar todo el material necesario, según calcula Varón. Pasado ese tiempo, será posible conocer nuevos y más precisos datos de lo que ha supuesto este, a priori, excepcional descubrimiento.

1 comentario:

  1. Con ese nombre, para el autor y los investigadores, el lugar se llamó si es muy antiguo, que será lo más seguro: Arkaia, de lugar ofrenda. Pues k es ofrenda en el mundo líbico y hasta en Egipto. Atentamente.

    ResponderEliminar