16 de enero de 2011

El Ayuntamiento de Baena (Córdoba) abre las visitas guiadas a Torreparedones

El recorrido por el yacimiento, de 3.500 años de antigüedad, discurrirá por la puerta oriental de la muralla, el santuario ibero, el foro romano y el castillo medieval.
El yacimiento de Torreparedones se viste hoy de estreno, con 3.500 años de historia a sus espaldas, para la inauguración de las visitas turísticas que lo convertirán en parque arqueológico tras las campañas de excavación y restauración acometidas por el Ayuntamiento de Baena en los últimos años. 
El foro romano de Torreparedones en 2009.

El consejero de Cultura de la Junta de Andalucía, Paulino Plata, acompañará al alcalde de Baena, Luis Moreno, en esta fecha tan importante para el conjunto arqueológico, cuya apertura al público tendrá lugar a partir del próximo martes. 

Torreparedones está llamado, en opinión de investigadores e historiadores, a ser una referencia obligada en la arqueología nacional por el potencial de sus hallazgos. El foro de la ciudad romana, cuyo nombre aún sigue siendo un misterio, representa uno de los mejores testimonios del urbanismo romano en la península Ibérica en época imperial, con una plaza porticada de grandes dimensiones (500 metros cuadrados) donde se han encontrado hasta tres esculturas del siglo I d.C. -entre ellas una thoracata o representación militar del emperador- y un busto del emperador Claudio. Además, el hallazgo de una inscripción con el nombre del mecenas local que pagó el pavimento de la citada plaza mete de lleno al foro de Torreparedones en una privilegiada lista de ciudades del Imperio Romano. Junto al foro, en la zona noble de la ciudad, los arqueólogos han localizado el macellum o mercado, un edificio de termas y el decumano máximo, la calle principal que atravesaba la ciudad de oeste a este. 

Actualmente, la excavación abierta en la zona norte del foro ha sacado a la luz una estancia que conserva su revestimiento con placas de mármol de diversos colores, cerca de donde se busca la basílica y la curia de la ciudad. 

El foro será la tercera parada de la visita turística al yacimiento. La primera será la puerta oriental de la muralla, cuyo origen se remonta a la presencia ibera pero que tuvo su mayor desarrollo, como el resto del asentamiento, en época romana. La grandiosidad de las dos torres que flanquean la puerta denota el fuerte carácter militar que tuvo la ciudad.

El santuario ibero trasladará al visitante a la religiosidad de las gentes de los siglos II y I a.C, cuando este lugar, situado fuera de la muralla de la ciudad, recibía numerosos devotos. La divinidad venerada, la Dea Calestis, a la que se le confiaba la curación de miembros del cuerpo y un parto con desenlace feliz, recibía como señal de agradecimiento por parte de los devotos numerosas figuras antropomorfas en piedra. Son los llamados exvotos de Torreparedones, una colección superior a las 300 piezas cuya ofrenda a la divinidad guarda relación con la cercana Fuente de la Romana, de donde brotaba agua con poderes terapéuticos.

En la cota más elevada del yacimiento, de unas 12 hectáreas al sumar los terrenos contiguos donde se presupone la existencia de varias necrópolis, se localiza el castillo medieval. En la etapa final de la presencia humana en este lugar esta fortaleza se convirtió en el principal edificio del asentamiento hasta su abandono a lo largo del siglo XVI. Varias intervenciones arqueológicas dirigidas por la Universidad de Córdoba han puesto de relieve el patio de armas y el foso que rodeaba el citado castillo, entre otros elementos. A partir de las visitas turísticas que ahora comienzan, Torreparedones no sólo tiene historia y pasado, también reúne futuro. El Ayuntamiento de Baena, propietario de los terrenos y promotor del proyecto, aspira a hacer de la cultura y del turismo la nueva industria de la ciudad, para lo que está solicitando el apoyo de la sociedad local. La marca turística se fomenta bajo la denominación de BaenaCultura, donde los recursos turísticos clásicos de Baena -su aceite y su Semana Santa- conviven con las novedades más significativas: el Castillo de Baena (en restauración), el nuevo Museo Arqueológico e Histórico (abrirá sus puertas en febrero en la Casa de la Tercia), la Cueva del Yeso o el propio parque arqueológico de Torreparedones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario